Sanación Espiritual

¿Qué es?:

La sanación espiritual es el uso de la oración y otras actividades espirituales para tratar o prevenir las enfermedades.

La sanación espiritual se utiliza para todo tipo de condiciones médicas, incluyendo la depresión, la ansiedad, el estrés, el síndrome de fatiga crónica (SFC), la leucemia, la fibromialgia, la recuperación del derrame cerebral, la insuficiencia cardíaca, la recuperación de la cirugía, las enfermedades del corazón, la cirugía de revascularización miocárdica, el abuso de sustancias, el alcoholismo, el dejar de fumar y muchas otras.

En América del Norte, hasta el 43% de la gente usa la oración para mejorar su salud.

¿Qué tan efectivo es?:

Natural Medicines Comprehensive Database (La Base Exhaustiva de Datos de Medicamentos Naturales) clasifica la eficacia, basada en evidencia científica, de acuerdo a la siguiente escala: Eficaz, Probablemente Eficaz, Posiblemente Eficaz, Posiblemente Ineficaz, Probablemente Ineficaz, Ineficaz, e Insuficiente Evidencia para Hacer una Determinación.

La clasificación de la eficacia para este producto es la siguiente:

  • El alcoholismo. Existe alguna evidencia de que la sanación espiritual a través de oraciones de otras personas (la oración de intercesión) no reduce significativamente el consumo de alcohol en personas que reciben tratamiento de abuso del alcohol.
  • La cirugía de revascularización miocárdica. Las primeras investigaciones muestran que la sanación espiritual a través de oraciones de otras personas (la oración de intercesión) no reduce significativamente las complicaciones después de la cirugía. Curiosamente, las personas que creían que estaban recibiendo la oración de intercesión, pero no la estaban, tenían un poco más de complicaciones.
  • Las enfermedades del corazón. Investigación en desarrollo demuestra que la sanación espiritual a través de las oraciones de otras personas (la oración de intercesión) reduce la necesidad de máquinas de respiración y tratamiento farmacológico con antibióticos o diuréticos en pacientes cardíacos. Sin embargo, la oración no parece acortar la estancia hospitalaria.
  • La leucemia. Investigación en desarrollo demuestra que la sanación espiritual a través de las oraciones de otras personas (la oración de intercesión) no reduce significativamente la tasa de mortalidad en niños con leucemia.
  • La ansiedad.
  • El síndrome de fatiga crónica (SFC).
  • La depresión.
  • La fibromialgia.
  • La insuficiencia cardíaca.
  • El dejar de fumar.
  • El estrés.
  • La recuperación del derrame cerebral.
  • El abuso de sustancia.
  • La recuperación de cirugía.
  • Otras afecciones.
Se necesita más evidencia para calificar la eficacia de la sanación espiritual para estos usos.

¿Cómo funciona?:

La sanación espiritual, también comúnmente llamada “curación por la fe”, es a menudo, el uso intencional de la oración para tratar o prevenir enfermedades. Sin embargo, otros métodos de sanación espiritual también se utilizan, como los puntos de vista espirituales, la imposición de manos y la meditación.

La sanación espiritual mediante la oración puede tomar varias formas. Diferentes tipos de oración pueden ser usados para fines diferentes. “La oración conversacional” es una oración informal o una conversación con Dios o un poder superior en búsqueda de orientación, pidiendo salud y expresando agradecimiento. “La oración meditativa” utiliza la meditación de ideas espirituales en el intento de llegar a una mejor comprensión de Dios o un poder superior. “La oración ritual” es la recitación de oraciones de norma, bien conocidas. “La oración de intercesión” es la oración utilizada para beneficiar a otra persona pidiéndole a Dios o un poder superior ayuda, orientación o consejo y salud.

La sanación espiritual, especialmente la oración de intercesión, ha sido estudiada científicamente. Sin embargo, estos estudios han producido resultados inconsistentes, y la mayoría son erróneos. Algunas personas dicen que el intento de estudiar y evaluar la actividad espiritual sobrenatural mediante la investigación científica es imposible. Se dice que por su naturaleza, la espiritualidad no puede ser medida.

La oración puede funcionar como tratamiento a través de una variedad de mecanismos posibles. Oración de meditación y otros tipos de oración pueden dar lugar a la relajación, como un corazón y frecuencia respiratoria más lentos y presión arterial reducida. La oración también podría estar asociada con un gran “efecto placebo”, la gente piensa que funciona y por eso parece que funciona. La oración también puede mejorar las emociones positivas, haciendo que la gente se sienta mejor en general.

¿Hay preocupación por la seguridad de su uso?:

No hay problemas de seguridad conocidos.

Advertencias y precauciones especiales:

Embarazo y lactancia: No se sabe lo suficiente sobre el uso de la sanación espiritual durante el embarazo y la lactancia. Sin embargo, no hay ninguna razón conocida para sospechar que podría ser perjudicial.

¿Existen interacciones con medicamentos?:

No se sabe si este tratamiento interactúa con algún medicamento.

Antes de usar este tratamiento, consulte a su professional de la salud si usted está tomando algún medicamento.

:

¿Existen interacciones con alimentos?:

No se conoce ninguna interacción con alimentos.

¿Qué dosis se utiliza?:

El uso adecuado o seguro de sanación espiritual depende de varios factores tales como la condición a tratar o la persona que administra el tratamiento. Asegúrese de buscar y seguir las instrucciones pertinentes de su médico u otro profesional de la salud antes de usar este tratamiento.

Otros nombres:

Distant Healing, Faith Healing, Faith Therapy, Guérison à Distance, Guérison par la Foi, Guérison par la Prière, Guérison Spirituelle, Intentional Prayer Healing, Intentional Religion, Intercessory Prayer, Prayer Healing, Prière à Distance, Prière d’Intercession, Remote Intercessory Prayer, Remote Prayer, Spiritual Therapy.

Natural Standard Bottom Line Monograph, Copyright © 2010 (www.naturalstandard.com). Se prohíbe su distribución comercial. Esta monografía tiene la intención de servir para fines informativos únicamente, por lo cual no se debe interpretar como un consejo médico específico. Usted deberá consultar con un proveedor médico calificado antes de tomar decisiones respecto a terapias y/o afecciones de salud.

No obstante se han estudiado de forma científica ciertas técnicas complementarias y alternas, para la mayoría de las terapias hay limitación o controversia sobre los datos de alta calidad respecto a la seguridad, eficacia y mecanismo de acción. Se recomienda, al máximo posible, que los practicantes cuenten con licencias expedidas por una organización profesional reconocida que se adhiera a normas claramente publicadas. Además, antes de iniciar una nueva técnica o contratar a un practicante, se recomienda que los pacientes consulten con su(s) proveedor(es) médico(s) principal(es). Se deben considerar atentamente los beneficios y riesgos potenciales (incluye los costos financieros) así como las alternativas. La siguiente monografía está diseñada para ofrecer una historia y un resumen de la investigación con orientación clínica, y la misma ni defiende ni se opone al uso de una terapia en particular.

Comparte tu opinión