fbpx
Gloria C. Rabell
Gloria C. Rabell

¿Hijos con asma de mujeres con sobrepeso?

Las mujeres con sobrepeso u obesidad antes del embarazo presentan mayor riesgo de tener niños que padezcan asma, enfermedad crónica que afecta las vías respiratorias.

El sobrepeso u obesidad, antes y durante el embarazo, tiene muchas implicaciones en la salud de los hijos. Una de ellas es que predispone a que padezcan de asma, según un estudio  realizado por el Colegio Imperial de Londres.

Más peso de la madre, mayor riesgo tienen los hijos de padecer asma

Cuanto más peso tenga la madre mayor es el riesgo de que sus hijos padezcan asma y que la sintomatología aumente. Según los datos recabados por los responsables de la investigación, la probabilidad se incrementa en un 20 a 30% en comparación a mujeres con peso normal antes del embarazo.

Así mismo, los niños que padecen asma y que tienen antecedentes familiares de alergias presentan más dificultades al respirar. Esto se debe a que las paredes de las vías respiratorias inflamadas por el asma son más sensibles a los alérgenos. Cuando las vías respiratorias se estrechan los pulmones reciben menos aire. Es cuando se produce una respiración con silbido (sibilancia) y dificultades al respirar. Si empeoran los síntomas es cuando se produce una crisis de asma.

Adolescentes con asma

En adolescentes con asma, no se ha podido demostrar aún que la obesidad materna cause síntomas respiratorios en adolescentes. Sin embargo parece que hay una relación en incrementar los problemas respiratorios. Así, según los investigadores del Colegio Imperial de Londres cada kilo de más (un kilo equivale a 2.2 libras) de peso de la madre en el embarazo se relacionó con un aumento de 2.7 a 3.5% de riesgo de sibilancia y asma en los adolescentes.

En un estudio publicado por la revista Journal of Epidemiology and Community Health, que involucró a una muestra de 17.000 adolescentes de 15 y 16 años de Finlandia, se encontraron hallazgos interesantes, entre ellos:

-Un 20.4 % de los adolescentes de la muestra padeció sibilancia en el pasado.

-Un 10.6% aún presentaba sibilancia.

-El 11.5% había padecido asma

-Y un 6 % continuaba padeciendo asma

Los investigadores hallaron que el peso de la madre antes del embarazo tiene un potente efecto sobre el riesgo de sibilancia y asma de un adolescente. En qué porcentaje falta ese dato.

En conclusión, las mujeres que tienen  sobrepeso u obesidad al embarazarse exponen su salud y la de sus hijos. La predisposición de sus hijos de padecer asma, es sólo una de las muchas implicaciones de riesgos para la salud que esto conlleva.

 Un peso adecuado antes del embarazo

Es muy importante que mantengas un peso adecuado para tu edad y complexión antes de embarazarte.

Si tienes un peso por debajo de lo recomendado tienes mayor probabilidad de tener hijos de bajo peso al nacer y desarrollar malformaciones congénitas, entre otras.

Y si por el contrario, tienes exceso de peso, también tiene muchas implicaciones para la salud de tu hijo, una de ellas es que se aumenta el riesgo de que tus hijos desarrollen asma.

Así mismo, los investigadores especulan que entre más elevados sean los índices de sobrepeso y obesidad en la madre antes del embarazo, mayores son los riesgos que tienen sus hijos de desarrollar asma a lo largo de su vida.

Es una gran dicha y a la vez implica una gran responsabilidad embarazarse. Empieza a cuidar tu alimentación para mantener un peso adecuado antes de embarazarte.

 

Más blogs