SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Cerrar

Los casos de defectos congénitos relacionados con el Zika se redujeron en Brasil en 2016

Por Dennis Thompson, Reportero de HealthDay -

El país sudamericano era el epicentro de la enfermedad transmitida por los mosquitos un año antes

MIÉRCOLES, 29 de marzo de 2017 (HealthDay News) -- Brasil experimentó un aumento más pequeño de lo anticipado en los casos de microcefalia en 2016, a pesar de la propagación continua del virus del Zika, transmitido por los mosquitos.

Los investigadores predijeron que ocurrirían 1,133 casos de microcefalia entre mayo y diciembre de 2016, pero las autoridades sanitarias locales solo reportaron 83 casos, comentó el investigador líder Christopher Dye, director de estrategias, políticas e información de la Organización Mundial de la Salud en Ginebra, Suiza.

El Zika provoca microcefalia, un defecto congénito en que los bebés nacen con cráneos anómalamente pequeños y cerebros poco desarrollados.

Brasil fue el epicentro del brote de Zika de 2015 en Sudamérica, y fue el país que soportó las tasas más altas de microcefalia y otros defectos congénitos neurológicos relacionados con el Zika ese año.

El Zika resurgió en Brasil a principios de 2016, y los investigadores anticipaban que habría más casos de microcefalia con el paso de los meses.

"Anticipamos que veríamos casos de microcefalia a partir de mayo", dijo Dye. Pero hubo pocos casos de microcefalia.

Los investigadores creen que la supuesta resurgencia del Zika a principios del año pasado podría haberse debido a que los médicos lo diagnosticaran por error cuando la enfermedad del paciente en realidad era causada por otro virus tropical.

"Creemos que lo más probable es que los casos reportados de Zika en realidad eran de otro virus, el Chikungunya, que provoca fiebre y sarpullido (síntomas similares al Zika) pero no microcefalia como resultado de infecciones durante el embarazo", explicó Dye.

Esto es posible, dijeron los autores del estudio, porque es probable que el brote de Zika de 2015 creara una "inmunidad grupal" contra el virus entre los brasileños. La mayoría de personas en ese país han soportado la infección y ahora son inmunes al virus, lo que ofrece pocas oportunidades para que los mosquitos transmitan el Zika de una persona a otra a través de su picadura, sugirieron los investigadores.

"Es probable que el Zika sea ahora endémico en América, y que una vez la población susceptible aumente de nuevo (sobre todo a través del nacimiento de niños que no se han expuesto antes) veamos nuevos brotes, a menos que la población de mosquitos se reduzca de forma sustancial o tengamos una vacuna", planteó Dye. "Los brotes que vimos en 2015 quizá no pasen de nuevo en unos años, tal vez en una década".

Otra posibilidad es que el Zika pudiera interactuar con algunos otros factores (quizá otros virus de enfermedades tropicales) durante el embarazo para provocar la microcefalia en los fetos en desarrollo, añadieron los investigadores.

El Dr. Amesh Adalja es experto afiliado en el Centro de Seguridad en la Salud de la Universidad de Johns Hopkins, en Baltimore. Dijo que "es una posibilidad fascinante, y sería interesante estudiar a las mujeres infectadas con el Zika que no dieron a luz a bebés microcefálicos, para determinar qué sucede exactamente".

Por ejemplo, las evidencias han sugerido que las mujeres que se habían infectado antes con la fiebre del dengue, y que por tanto portaban anticuerpos contra ese virus tropical, podrían ser más propensas a tener un bebé con microcefalia provocada por el Zika, apuntó Adalja.

Una tercera posibilidad es que el temor de defectos congénitos potenciales podría haber llevado a más mujeres brasileñas a no concebir o a interrumpir el embarazo el año pasado si se infectaron con el Zika, sugirieron los investigadores.

Pero esa explicación no es probable porque las autoridades brasileñas no anticipan un cambio importante en la cantidad de nacimientos vivos en 2016, concluyeron los autores del estudio.

Aunque se limitó mayormente a América Latina y el Caribe en 2016, el Zika apareció en Estados Unidos el verano pasado, y se produjeron transmisiones a nivel local en personas de vecindarios del área de Miami.

Pero, hasta ahora, la mayoría de casos de Zika en EE. UU. han ocurrido en viajeros que contrajeron el virus en otros países. De los 5,158 casos reportados, solo 222 ocurrieron debido a la transmisión local en Florida, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU., una agencia federal.

Ha habido 54 casos de bebés nacidos con defectos congénitos relacionados con el Zika, y siete embarazos perdidos por el Zika, en Estados Unidos, pero de nuevo, esos casos se han atribuido a personas que contrajeron el virus en el extranjero, según los CDC.

El nuevo informe sobre el Zika en Brasil se publicó en línea el 29 de marzo en la revista New England Journal of Medicine.

Más información

Para más información sobre el Zika, visite los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2017, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad