SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

El sexo a los 60 puede ser como a los 30

Por -
El sexo a los 60 puede ser como a los 30
CRÉDITO: THINKSTOCK

La edad no parece afectar tanto la frecuencia sexual como el hecho de estar en pareja o no. Así lo confirma un nuevo estudio que asegura que las mujeres que llegan a los 60 años en pareja tienen una vida sexual mucho más activa y un nivel de satisfacción similar a las de 30, cosa que no le sucede a aquellas que están solas a edad madura.

Una nueva investigación muestra que casi 6 de 10 mujeres de más de 60 años que tienen relaciones estables son sexualmente activas.

"No  me sorprendió la proporción de mujeres mayores que son sexualmente activas, pero quizás a otros profesionales sí," dijo la autora del estudio Dra. Holly Thomas, profesora asistente de medicina del Centro Médico de la Universidad Pittsburgh.

"La gente asume que las mujeres, al envejecer, se vuelven sexualmente inactivas de forma automática, y que el sexo ya no es importante para ellas" y agregó, "lo que no es necesariamente así."

El estudio, que analizó a más de 2.100 mujeres estadounidenses de entre 28 a 84 años, y consistió mayormente de mujeres de 50 y 60 años. 

Lo novedoso es que se encontró que las mujeres de 60 y 70 años tenían niveles de satisfacción sexual similares a las mujeres de 30 y 40.

Thomas explicó que estos resultados sugieren que para las mujeres, es más importante estar conectadas a una persona que tener sexo simplemente por el hecho de tenerlo.

"Parece ser que para muchas mujeres de esta edad, tener una pareja estable contribuye en gran medida a ser sexualmente activas," señaló. "Además, asumimos que el sexo decae a medida que envejecemos, pero estos hallazgos sugieren que las mujeres mantienen la satisfacción sexual al tiempo que envejecen."

La investigación, publicada en la última edición de la revista científica Anales de Medicina Familiar.

De acuerdo a las cifras de la Oficina de Censo de Estados Unidos, el porcentaje de la población de 65 años y aún mayores se elevó de 4.1 por ciento en el año 1900 a 13 por ciento en el año 2010, y se proyecta que alcance casi el 21 por ciento en el año 2050. 

La investigación mencionada se focalizó en varios aspectos de esta creciente población, y los nuevos hallazgos son consistentes con una investigación anterior que se centró en los niveles de actividad sexual de mujeres mayores, dijo Thomas.

Ampliando la investigación regional concluida hace varios años, Thomas y su equipo se enfocaron en un muestreo nacional de mujeres que contestaron una serie de preguntas acerca de la sexualidad. 

Se encontró que el 62 por ciento de las encuestadas informaron ser sexualmente activas en los seis meses previos.

De las mujeres de 60 años y aún mayores con una relación estable, el 59 por ciento eran sexualmente activas. Las que estaban en una relación de pareja estable, tenían 8 veces más posibilidades de ser sexualmente activas que las que lo estaban, sin embargo, el 13 por ciento de las mujeres sexualmente activas no tenían un pareja estable.

Sin embargo, considerando que el 13 por ciento de las encuestadas sin relación estable eran sexualmente activas, Thomas señaló que “ no debemos asumir que una mujer de 60 años que no está casada no es sexualmente activa."

Lynnette Leidy Sievert, un miembro de la junta directiva de la Sociedad Norteamericana de Menopausia, alabó esta nueva investigación por destacar la actividad sexual de las mujeres mayores.

"(Estudios como estos) deberían publicarse cada dos años para contrarrestar el estereotipo de que las mujeres mayores, a una determinada edad, no disfrutan o no desean actividad sexual," expresó Leidy Sievert, quién además es profesora de antropología en la Universidad de Massachusetts en Amherst. 

Los resultados también indicaron que entre las mujeres que eran sexualmente activas, la edad no se relacionaba con una mayor satisfacción sexual. En lugar de eso, la satisfacción sexual se asociaba a una mayor satisfacción en sus relaciones, una mejor comunicación y dando prioridad a la importancia del sexo.

"Es bueno entender que la menopausia, a la que se culpa de tantas cosas,  no es tan importante para la satisfacción sexual como la relación que se tiene con la persona con la que se tiene sexo.", explicó Leidy Sievert.

La idea de los investigadores es que los médicos usen esta información y sean más proactivos en preguntar a sus pacientes femeninas mayores acerca de su actividad sexual.

"Es algo que los médicos deberían estar haciendo," dijo. "Muchas mujeres quieren realmente hablar de sexo con sus doctores pero sienten que no pueden. Pero si fueran conscientes de que muchas de estas mujeres son sexualmente activas y están interesadas en mantener una vida sexual sana, podrían sacar el tema a colación".

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Sexualidad a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad