SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Drogas para el TDAH no aumentan riesgo cardiaco

Por Steven Reinberg, Reportero de Healthday -
Drogas para el TDAH no aumentan riesgo cardiaco

Investigaciones anteriores indicaban un posible problema, pero el hallazgo más reciente no muestra un vínculo

LUNES, 12 de diciembre (HealthDay News) -- Los adultos jóvenes y de mediana edad que toman fármacos para el trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) no parecen presentar un mayor riesgo de enfermedad cardiovascular, halla un estudio reciente.

Han existido temores de que estos fármacos puedan causar aumentos en la tasa cardiaca y la presión arterial, pero este gran estudio observacional no halló evidencia de que estos efectos plantearan un riesgo, señalaron los investigadores.

"Los resultados de nuestro estudio no respaldan un mayor riesgo de infarto al miocardio, muerte cardiaca repentina ni accidente cerebrovascular asociado con el uso de fármacos para el TDAH en adultos jóvenes y de mediana edad", afirmó la investigadora líder Laurel Habel, de la división de investigación de Kaiser Permanente Northern California, en Oakland. "Sin embargo, como con todo estudio como el nuestro, los datos tienen limitaciones y no podemos descartar del todo un riesgo modestamente elevado".

Esto se debe a que el estudio utilizó datos de registros, así que los investigadores pueden implicar una conclusión, pero no probarla. Una prueba real solo puede provenir de un ensayo aleatorio de pacientes de TDAH que tomen o no estos fármacos, y a quienes entonces se seguiría con el tiempo.

En 2006, un comité asesor de la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) de EE. UU. que se reunió para tratar sobre la seguridad de los fármacos para el TDAH anotó que más de 1.5 millones de adultos de EE. UU. tomaban estos fármacos en 2005, y que los adultos reciben casi el 32 por ciento de todas las recetas para estos medicamentos.

El último informe aparece en la edición en línea del 12 de diciembre de la revista Journal of the American Medical Association.

Para el estudio, el equipo de Habel recolectó datos sobre más de 150,000 adultos jóvenes y de mediana edad que tomaban metilfenidato (Ritalin, Concerta), una anfetamina (Adderall) o atomoxetina (Strattera) para el TDAH.

Los investigadores compararon a estos individuos con más de 434,000 personas que no tomaban los fármacos.

En el periodo de seguimiento, más de 1,300 sufrieron de ataques cardiacos, muertes cardiacas repentinas y accidentes cerebrovasculares, hallaron los investigadores.

Sin embargo, el grupo de Habel halló que estos fármacos no se asociaban con un mayor riesgo de ninguno de estos eventos. Además, ningún fármaco ni periodo de toma de un fármaco específico se relacionó con un mayor riesgo de ataque cardiaco, muerte cardiaca repentina o accidente cerebrovascular, señalaron.

Además, los antecedentes de enfermedad cardiaca y la edad no aumentaron el riesgo entre los usuarios de fármacos para el TDAH, añadieron los investigadores. También hallaron que la tasa de eventos fue casi la misma mientras se usaba un fármaco para el TDAH y en el año después de dejar el medicamento.

La enfermedad cardiaca fue alrededor de igual o ligeramente más elevada entre los que tomaban medicamentos para el TDAH que entre los que no, anotó el equipo de Habel.

"Dado que pueden aumentar la tasa cardiaca y la presión arterial en niños y adultos, ha habido preocupaciones sobre la seguridad cardiovascular de los estimulantes y otros medicamentos usados principalmente para tratar el TDAH", explicó Habel. "Relativamente pocos estudios grandes se han llevado a cabo, sobre todo en adultos. Nuestros hallazgos indican que estos medicamentos no aumentan marcadamente el riesgo de eventos cardiovasculares graves en los adultos jóvenes y de mediana edad".

El Dr. Gregg Fonarow señaló que "en 2006, el Comité Asesor de Seguridad Farmacológica y Gestión del Riesgo de la FDA sugirió que podría haber riesgos cardiovasculares sustanciales para los medicamentos estimulantes usados para tratar el TDAH y recomendó una advertencia de 'recuadro negro'. Esto resultó en una preocupación y un debate sustanciales sobre los beneficios y riesgos cardiovasculares potenciales de esta terapia de uso frecuente".

"Aunque estos resultados son tranquilizadores, quizás se ameriten estudios adicionales sobre la seguridad a largo plazo de estos medicamentos", comentó Fonarow, profesor de cardiología de la Universidad de California, en Los Ángeles.

En noviembre, un estudio publicado en la New England Journal of Medicine tampoco halló un mayor riesgo de problemas cardiovasculares con estos fármacos. Ese estudio observó datos sobre 1.2 millones de niños y adultos jóvenes. Basándose en ese ensayo, la FDA decidió no emitir una nueva advertencia sobre los riesgos de estos medicamentos.

Más información

Para más información sobre el TDAH, visite el Instituto Nacional de Salud Mental de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad