SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Salvador Zerboni, no tiene un pelo de tonto

Por Miriam Guzmán -
Salvador Zerboni, no tiene un pelo de tonto

Después de someterse a un transplante capilar en meses pasados, el actor mexicano platicó con HolaDoctor sobre los efectos de este procedimiento.

Ante el temor de quedarse completamente calvo, el actor Salvador Zerboni se transplantó más de 3 mil folículos que fueron colocados en la parte frontal de su cabeza. A varios meses de la cirugía los resultados comienzan a notarse.

“Muy bien, se ve padrísimo”, comentó. “Tarda lo que tarda el cabello normal en crecer, tres cuatro meses, entonces traigo mi sombrero por que se empiezan a caer las costras y el pelo no se ve bien, duele algo, incomoda por las cosas que tienes que seguir al bañarte, al dormir pero no pasa nada”, manifestó.

A sus 33 años el artista decidió recurrir a este procedimiento debido a que por su ascendencia familiar tarde o temprano quedaría pelón. “Simplemente estoy previniendo”.

Al igual que Zerboni, muchos actores han sufrido de alopecia como el caso del actor Manuel Landeta, quien ha llegado a reconocer que llegó a perder algunas ofertas de trabajo por su apariencia. Ante esto, el artista comentó que este implante no lo hizo pensando en su trabajo.

“Nunca lo pensé, varios me dijeron que me podría encasillar en personajes pelones, pero yo lo hice por mi porque no me quiero quedar calvo, no me gusta”.

Finalmente, el villano de la telenovela “Abismo de Pasión” dijo que aunque recurrió a un procedimiento estético, no tienen por qué llamarlo metrosexual.

“Al metrosexual le gusta mucho cuidar su persona en cuanto a la higiene y a ponerte cosas, éste es otro tema”, concluyó.

¿En qué consiste un transplante de cabello?

Se trata de un procedimiento quirúrgico que se lleva a cabo para mejorar el problema de la calvicie. Durante un trasplante, el médico transfiere cabellos de un área poblada a áreas donde hay ausencia de folículos.

Después de limpiar el cuero cabelludo, el cirujano usa agujas para insensibilizar un área de crecimiento normal en la parte posterior del cuero cabelludo; luego, se retira una porción de éste que tenga cabello, usando un escalpelo y se coloca aparte. El cuero cabelludo se cierra con suturas.

Se separan pequeños grupos de cabellos o cabellos individuales de la porción de cuero cabelludo que se extrajo, utilizando una lupa y una cuchilla afilada. Luego, se limpia e insensibiliza con pequeñas agujas adicionales el área en donde se van a implantar estos cabellos sanos.

Finalmente, se hacen pequeños orificios en la parte frontal del cuero cabelludo y se colocan allí los cabellos sanos con mucha delicadeza. Durante una sola sesión de tratamiento se pueden trasplantar muchos cientos o incluso miles de cabellos.

Informó el Instituto Nacional de Salud

Más para leer:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Salud de las estrellas a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad