SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Lola Ponce: fracturada y con yeso rosa

Por -
Lola Ponce: fracturada y con yeso rosa
CRÉDITO: THE GROSBY GROUP

La cantante sufrió una fractura en la muñeca derecha y aprovechó el incidente para darle un toque de glamour. Lo cubrió con una venda rosa y siguió disfrutando en familia de paseos en lancha y días de arena y sol en la playa.

El 15 de diciembre la artista de 37 años publicó en su perfil de Instagram que se había fracturado la muñeca después de una caída. El incidente la dejó bastante asustada porque en un principio pensó que tendría que pasar por el quirófano para tratar la lesión. 

Por fortuna no fue necesario, y solo tuvo que estar algunas semanas con “ese cosito”, tal como llamó Lola a su yeso. El mismo fue “decorado” con flores y otros dibujos, pero luego decidió cubrirlo con una venda rosa flúo, tal como se puede apreciar en las imágenes que le tomaron recientemente. Así fue como la modelo aprovechó para darle un toque especial al vendaje para lucirlo con gran estilo. 

Algo sobre las fracturas de muñeca

La Clìnica Mayo explica que las fracturas de muñeca suelen ocurrir durante una caída, un accidente de tránsito o deportivo o un estiramiento exagerado de la mano. Entre los factores de riesgo figura la práctica de deportes como el patín, fútbol, snowboard y esquí, entre otros.

Tener huesos frágiles y delgados, padecer osteoporosis, ser fumador o descuidar la alimentación aumentan el riesgo de fracturas. En estos últimos casos ocurre porque el tabaquismo impide una correcta asimilación del calcio que fortalece los huesos. Si la alimentación es incompleta, la falta de vitamina D y calcio también predisponen al cuerpo a sufrir este tipo de lesiones.

Cuando se produce la fractura es necesario concurrir a un especialista y recibir atención inmediata para evitar perder movilidad o que los huesos sellen en forma inadecuada De otro modo se podrían afectar los movimientos cotidianos como sostener y agarrar cosas, escribir, etc. También se podría producir rigidez articular, deformaciones, inestabilidad y dolores crónicos 

Para diagnosticarla una fractura se puede recurrir a los rayos X (radiografias), tomografías computadas o resonancias magnéticas. Estas dos últimas son más abarcativas ya que además de los huesos, permiten observar los ligamentos. 

Cuando hay fractura es inevitable sentir dolor, que se puede aliviar con medicamentos de venta libre como el acetaminofeno (Tylenol), ibuprofeno (Advil, Motrin) y naproxeno de sodio (Aleve). Si el dolor es muy intenso el médico puede suministrar medicación opioidea como la codeína, pero en todos los casos siempre es necesario consultar con un profesional de la salud.

Para tratar este tipo de fractura se pueden utilizar tres tipos de yeso: el de yeso propiamente dicho (como el de Lola), que es de color blanco y se debe mantener lejos de la humedad; el de fibra de vidrio que viene en varios colores y es a prueba de humedad en su parte externa y el de fibra de vidrio totalmente impermeable. Todos los yesos tienen en la parte interior una superficie mullida para proteger la parte lesionada. 

Cuando llega el momento de retirar el yeso, el médico lo corta con una herramienta especial si filo, que lo va abriendo mediante una vibración. Luego el médico indicará una rehabilitación para ayudar a recuperar la movilidad articular y fortalecer los músculos de la zona de la lesión.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Salud de las estrellas a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad