SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Jenni Farley: cirugía de senos tras amamantar

Por -
Jenni Farley: cirugía de senos tras amamantar
CRÉDITO: SITIO OFICIAL

La ex integrante del reality Jersey Shore se sometió a una cirugía estética para mejorar las prótesis que le habían colocado hace 10 años. Dice que necesitaba una mejora tras el embarazo y la lactancia de su primera hija.

A punto de cumplir 29 años, Jennifer Lynn Farley, más conocida Jenni o JWoww, declaró sentirse muy feliz porque el 2015 promete ser un año lleno de festejos, en especial porque se casará con su pareja Roger Matthews. Para verse físicamente impecable, la joven que saltó a la fama como integrante del reality show Jersey Shore de la cadena MTV, se sometió a una cirugía estética. El resultado se puede ver en las fotos que publicó en su cuenta de Instagram, don de se ven sus “nuevos” pechos. 

Desde su su blog explica que le habían puesto implantes hace 10 años, inspirada por su admirada Carmen Electra, de quien dijo que tiene “los pechos más maravillosos que ví en mi vida”. Pero sus propias maravillas se malograron después de amamantar a su primera hija Meilani, nacida en julio de 2014, y determinó que necesitaban algunas mejoras. 

Si bien su pareja Roger Mathews, no se quejó en ningún momento, le animó a hacerse la cirugía si era lo que realmente quería. La mujer se decidió y pidió a su cirujano que respetara su tamaño anterior, 34 F, 

¿Realmente el embarazo o la lactancia pueden haber afectado el aspecto de sus pechos? Aparentemente no: un artículo de la Sociedad Americana de Cirujanos Plásticos asegura que amamantar no provoca que los pechos se caigan. Muchas mujeres tienen este temor, en especial si invirtieron algún dinero en aumentar su tamaño. Pero un estudio presentado en 2013 la Reunión Anual de Cirujanos Platicos, en San Diego, demostró que la lactancia no empeora ni provoca directamente que se caigan.

La doctora Norma Cruz, cirujana y autora del estudio, explica que durante el embarazo es casi inevitable que los pechos caigan, y esto se debe a cambios que ocurren en esta etapa por sí misma.

Esta afirmación surge tras una serie de pruebas en las que se tomaron algunos parámetros en mujeres con implantes mamarios que habían sido madres. El estudio evaluó cambios en la medida de los pechos de 57 mujeres que habían amamantado a sus hijos, y 62 que no lo habían hecho. Estos valores se tomaron antes del embarazo y un año después de haber amamantado.

Se observó que la diferencia en la medida de los pechos y el grado de caída de los mismos no era significativa entre las mujeres que habían amamantado y las que no. Por eso las variaciones se atribuyen exclusivamente al embarazo, donde hay un estiramiento de los tejidos. Este ocurre por el aumento del volumen de los senos, provocado por una mayor concentración de fluidos y grasa,

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Salud de las estrellas a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad