SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Ritmo cerebral durante el sueño hace que seas más vulnerable

Ritmo cerebral durante el sueño hace que seas más vulnerable

Un estudio halla que las personas tienen más probabilidades de despertar cuando el ritmo alfa es más fuerte

JUEVES, 3 de marzo (HealthDay News/HolaDoctor) -- Un estudio reciente sugiere que los nuevos hallazgos sobre los ritmos cerebrales podrían conducir al desarrollo de mejores tratamientos para el sueño.

Un equipo del Hospital General de Massachusetts encontró que el ritmo cerebral, considerado como el emblema de la vigilia, continúa de forma oculta durante el sueño, donde es más intenso en determinados momentos, algo que parece afectar la vulnerabilidad de las personas para despertar a causa del ruido u otras perturbaciones.

Para probar su teoría, los investigadores se valieron de la electroencefalografía (EEG) computarizada para estudiar los ritmos de trece voluntarios que dormían, o al menos lo intentaban, durante tres noches en el laboratorio del sueño del Hospital General de Massachusetts. En muchos intervalos a lo largo de cada noche, los voluntarios fueron expuestos a 10 segundos de ruido de fondo normal, como el tráfico o el timbre del teléfono. Los sonidos se repitieron a niveles cada vez más fuertes hasta que el EEG mostrara que el sueño había sido interrumpido.

Un análisis de las mediciones del EEG mostró que la intensidad de la señal alfa predijo la facilidad con que los voluntarios podían ser perturbados en el momento en que se tomó la medida, así una señal alfa más fuerte se relacionaba con un sueño más frágil.

"Encontramos que el ritmo alfa no es sólo un marcador de la transición entre el sueño y la vigilia, sino que tiene mucha información sobre la estabilidad del sueño", señaló el autor del estudio Scott McKinney, director de informática del Laboratorio del sueño del Hospital General de Massachusetts, en un comunicado de prensa del hospital.

"Esto sugiere que el sueño, en lugar de pasar por etapas discretas, se mueve en realidad en un continuo de profundidad. También abre la puerta para el seguimiento en tiempo real de los estados del sueño y crea el potencial para los sistemas de inducción del sueño que interactúen directamente con el cerebro", añadió.

Aunque el ritmo alfa se descubrió hace casi 100 años, los investigadores antes pensaban que desaparecía al momento de empezar a soñar porque ya no lo veían en un EEG. Sin embargo, una técnica llamada análisis espectral puede recoger las fluctuaciones sutiles en el ritmo alfa durante los niveles del sueño que no son evidentes durante la inspección visual de un EEG.

El estudio aparece en la revista PLoS One.

"Este hallazgo allana el camino para tratamientos futuros del sueño en que la medicación u otras terapias se puedan administrar de un momento a otro, sólo cuando sea necesario, para proteger el sueño cuando el cerebro es más vulnerable, pero que por lo demás permita que los ritmos naturales del cerebro sigan su curso", apuntó en el comunicado de prensa el autor principal del estudio, el Dr. Jeffrey Ellenbogen, jefe de la división de medicina del sueño del Hospital General de Massachusetts.

"Conocer más sobre el mecanismo que está detrás de esta asociación entre el ritmo alfa y la fragilidad del sueño nos podría llevar a comprender mejor los factores que mantienen la integridad del sueño de cara al ruido y otras molestias", agregó.

Más información

La Academia Estadounidense de Medicina del Sueño le ofrece una lista de hábitos saludables para el sueño.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad