SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Vinculan un cambio en las normas del frotis de Papanicolaou con una reducción en las pruebas de una ETS

Por Amy Norton, Reportero de HealthDay -
Vinculan un cambio en las normas del frotis de Papanicolaou con una reducción en las pruebas de una ETS

Las pruebas de la clamidia en las mujeres jóvenes se desplomaron en un centro de salud universitario

MARTES, 21 de julio de 2015 (HealthDay News) -- Un cambio importante en las directrices del frotis de Papanicolaou introducidas en 2009 podrían haber tenido una consecuencia no deseada: algunas mujeres están pasando por alto la prueba de la clamidia, una enfermedad de transmisión sexual (ETS) habitual que puede provocar esterilidad si no se trata.

Un estudio reciente de tamaño reducido descubrió que la tasa de pruebas de la clamidia entre las chicas de 15 a 21 años de edad se desplomó después de que las directrices a nivel nacional cambiaran de tal forma que desaconsejaban el frotis de Papanicolaou rutinario para el cáncer de cuello uterino antes de los 21 años de edad, debido a las evidencias que mostraban que no beneficiaba a las mujeres jóvenes.

Esas directrices no tienen nada que ver con la clamidia, una ETS bacteriana que contraen casi 3 millones de estadounidenses cada año, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. Pero los investigadores sospechan que a medida que menos mujeres se sometían al frotis de Papanicolaou, la evaluación de la clamidia también se quedó a medio camino.

Pero los CDC y otros grupos advierten que todas las mujeres activas sexualmente menores de 25 años han de realizar la prueba de la clamidia.

Aun así, en el nuevo estudio, los investigadores de la Universidad Michigan observaron una reducción notable en las evaluaciones de la clamidia en cinco clínicas ambulatorias vinculadas con la universidad.

Los expertos enfatizaron que el patrón no refleja necesariamente lo que está pasando a nivel nacional.

De hecho, hay evidencias de que la tasa nacional de evaluaciones de la clamidia ha aumentado en los últimos años, dijo el Dr. Gale Burstein, que preside el comité de las infecciones de transmisión sexual de la Sociedad para la Salud y la Medicina del Adolescente (Society for Adolescent Health and Medicine).

"Se trata solamente de un centro, y no se puede considerar que refleje lo que está pasando a nivel nacional", dijo Burstein, que no participó en el estudio.

Pero, añadió, es probable que se hayan producido en otros centros médicos unas tendencias parecidas.

Burstein dijo que las mujeres jóvenes deberían ser conscientes de las directrices de evaluación de la clamidia, y si no se han realizado la prueba, deberían hablar con su médico.

Las pruebas de detección son vitales, dijo Burstein, porque la clamidia normalmente no provoca síntomas. Se cura fácilmente con antibióticos, pero si no se trata, la infección puede provocar la enfermedad inflamatoria pélvica y esterilidad en algunas mujeres.

¿Por qué se redujeron las pruebas de la clamidia en las clínicas de este estudio? Parece que los proveedores tenían la práctica de "emparejar" la evaluación de la clamidia con el frotis de Papanicolaou, dijo la investigadora principal, la Dra. Allison Ursu, del departamento de medicina familiar de la universidad.

De las aproximadamente 1,600 mujeres jóvenes atendidas en las clínicas entre 2008 y 2009, se realizaron las pruebas de clamidia a más de 500.

Pero de 2011 a 2012, después del cambio en el frotis de Papanicolaou, solamente 37 mujeres jóvenes realizaron la prueba de clamidia, informa el equipo de Ursu el 20 de julio en la revista Annals of Family Medicine.

"Fue sorprendente", dijo Ursu. "Vimos ese descenso a pesar del hecho de que las mujeres jóvenes hacían el mismo número de visitas a la consulta. Por tanto, hubo las mismas oportunidades de realizar la prueba de la clamidia".

La universidad ha tomado medidas desde entonces para asegurarse de que todas las clínicas pongan en práctica rápidamente las directrices de la prueba de la clamidia, comentó Ursu. Añadió que tendría sentido que las otras instituciones examinaran sus propios patrones de evaluación y que hicieran cambios si fuera necesario.

Aunque la tasa de evaluaciones de la clamidia en EE. UU. ha aumentado, sigue estando lejos del nivel óptimo, indicó Ursu. Menos de la mitad de las mujeres sexualmente activas menores de 21 años se hacen la prueba, según los datos de los planes de seguro médico privados y públicos.

No hay razón por la que la prueba de la clamidia se vincule con el frotis de Papanicolaou, comentó Burstein.

"No conlleva un examen pélvico invasivo", señaló. "Se puede realizar con una prueba de orina o una muestra vaginal que puede recoger una misma".

Saber eso, dijo Burstein, podría hacer que las mujeres jóvenes se sintieran más cómodas a la hora de preguntar a su médico por la prueba de la clamidia.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. tienen más información sobre la clamidia.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad