SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Varios estudios hallan que las personas que no fuman engrosan la proporción creciente de casos de cáncer de pulmón

Por Kathleen Doheny, Reportera de HealthDay -
Varios estudios hallan que las personas que no fuman engrosan la proporción creciente de casos de   cáncer de pulmón

Los expertos sospechan de los factores ambientales y genéticos

JUEVES, 10 de septiembre de 2015 (HealthDay News) -- Las personas no fumadoras conforman un porcentaje cada vez mayor de casos de cáncer de pulmón agresivo en Estados Unidos y el Reino Unido, según las nuevas investigaciones.

En un estudio, los investigadores británicos descubrieron que en 7 años la proporción de personas que nunca habían fumado en la vida con cáncer de pulmón no microcítico en el Reino Unido aumentó del 13 al 28 por ciento.

De forma parecida, un estudio de pacientes con cáncer de pulmón que se llevó a cabo en tres hospitales estadounidenses informó que las personas que no habían fumado en la vida engrosaban el porcentaje creciente de pacientes con cáncer de pulmón no microcítico entre 1990 y 2013. Era más probable que estas personas no fumadoras con cáncer de pulmón fueran mujeres, según los investigadores.

Los hallazgos no sorprendieron a la Dra. Karen Reckamp, directora médica del Programa de cáncer de pulmón y oncología torácica del Centro Oncológico City of Hope en Duarte, California.

"A medida que las tasas de fumadores se reducen, continuamos viendo un mayor número de pacientes que no ha fumado en la vida a los que se diagnostica un cáncer de pulmón", comentó Reckamp, que no participó en ninguno de los estudios.

El cáncer de pulmón que afecta a los no fumadores parece ser una enfermedad distinta, dijo Reckamp. "Sabemos que el cáncer de pulmón de las personas no fumadoras es una entidad distinta y que a menudo se presenta con unos cambios genéticos específicos que hacen que el tumor crezca", explicó.

Reckamp y otros expertos sospechan que los factores genéticos y ambientales podrían ser los responsables.

El cáncer de pulmón no microcítico (el tipo de cáncer de pulmón más habitual) es agresivo y normalmente se diagnostica en una etapa tardía, cuando es más difícil de tratar, según la Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society). Es especialmente difícil de detectar entre los no fumadores porque no se conoce ningún factor de riesgo que amerite la realización de una prueba, señalaron los investigadores.

Los hallazgos del estudio británico se basaron en los expedientes médicos de 2,170 pacientes del Reino Unido que se sometieron a una cirugía para el cáncer de pulmón entre 2008 y 2014.

En el estudio estadounidense, un equipo dirigido por la Dra. Lorraine Pelosof analizó los datos de más de 12,000 pacientes con cáncer de pulmón en el Centro Médico Southwestern de la Universidad de Texas en Dallas, el Hospital Parkland de Dallas y la Universidad de Vanderbilt, en Nashville.

Pelosof y sus colaboradores compararon los datos recogidos entre 1990 y 1995 y entre 2011 y 2013. "De 1990 a 1995, un 9 por ciento de los pacientes con cáncer de pulmón no microcítico no habían fumado nunca. Entre 2011 y 2013, lo eran casi el 15 por ciento", señaló Pelosof, que es profesora adjunta de Hematología y Oncología en el Centro Médico de la Universidad de Texas Southwestern.

En contraste con eso, los casos de no fumadores con cáncer de pulmón microcítico (una forma menos habitual) aumentaron solo ligeramente, desde el 1.7 por ciento hasta el 2.5 por ciento en el segundo de los periodos, halló el estudio.

Los casos de cáncer de pulmón microcítico conformaron aproximadamente entre el 10 y el 15 por ciento de los casos de cáncer de pulmón en EE. UU., según la Sociedad Americana Contra El Cáncer.

Los resultados de ambos estudios serán presentados esta semana en Denver, en una conferencia organizada por la Asociación Internacional para el Estudio del Cáncer de Pulmón (International Association for the Study of Lung Cancer). Los datos y las conclusiones deberán considerarse como preliminares hasta que se publiquen en una revista médica revisada por profesionales.

Los expertos afirman que no pueden explicar por qué las personas que no fuman conforman una proporción creciente de los diagnósticos de cáncer de pulmón, o por qué las mujeres parecen ser especialmente vulnerables.

Además de fumar, dijo Pelosof, se sabe que la exposición al asbesto y al radón es un riesgo de cáncer de pulmón. Se cree que también influyen factores genéticos.

La proporción cada vez mayor de personas no fumadoras con cáncer de pulmón no parece deberse a los mejores métodos de diagnóstico, señaló. Sin embargo, Pelosof reconoció que los hallazgos de su equipo han de confirmarse en otros estudios, e indicó que una limitación de su investigación es que fueron los participantes los que informaron sobre si eran fumadores o no.

Reckamp dijo que otros estudios están examinando el riesgo genético y los antecedentes familiares para detectar quién podría estar en riesgo de estos cánceres, a pesar de que no haya una exposición al tabaco.

La mayoría de los casos de cáncer de pulmón no provocan síntomas apreciables hasta que la enfermedad está en un estado avanzado, dijo la Sociedad Americana Contra El Cáncer. Pero si usted tiene una tos o bronquitis o una ronquera persistente, la sociedad recomienda que vaya al médico para hacerse una revisión.

Más información

Para saber más sobre el cáncer de pulmón, visite la Sociedad Americana Contra El Cáncer.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad