SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Muchas personas con migrañas reciben analgésicos narcóticos y barbitúricos

Por Amy Norton, Reportero de HealthDay -
Muchas personas con migrañas reciben analgésicos narcóticos y barbitúricos

Son una mala opción, sobre todo para los niños, afirman los médicos

MIÉRCOLES, 17 de junio de 2015 (HealthDay News) -- Muchas personas con migrañas, entre ellas niños, reciben unos fármacos que no son efectivos y que son potencialmente adictivos para su dolor, sugieren dos nuevos estudios.

En uno, los investigadores encontraron que a más de la mitad de los adultos con migrañas les habían recetado un analgésico narcótico, como OxyContin y Vicodin. Una cantidad similar había recibido un barbitúrico. Ese grupo de sedantes incluye al fármaco butalbital, que se encuentra en ciertos fármacos combinados para el dolor de cabeza severo.

En el otro estudio, al 16 por ciento de los niños y adolescentes con migrañas les habían recetado un analgésico narcótico.

Los expertos señalaron que el problema es que los narcóticos y los barbitúricos se consideran como medicamentos de "rescate" de último recurso para las migrañas que no mejoran. Ambas clases de fármacos son potencialmente adictivas, pueden provocar síntomas de abstinencia, y podrían empeorar las migrañas a largo plazo.

"Estos hallazgos son perturbadores", afirmó el Dr. Lawrence Newman, presidente de la Sociedad Americana del Dolor de Cabeza (American Headache Society) y director del Instituto del Dolor de Cabeza de Mount Sinai Roosevelt, en la ciudad de Nueva York.

En su experiencia, dijo, una vez los adultos por fin buscan ayuda en un centro para el dolor de cabeza, con frecuencia ya les han recetado analgésicos narcóticos.

"La mayoría de veces, un médico de emergencia los receta", dijo Newman, que no participó en el estudio. "Pero los médicos de atención primaria también lo hacen".

Para Newman resultó "chocante" que comúnmente también se dé analgésicos narcóticos a los niños.

Las directrices de varias sociedades señalan que los narcóticos y los barbitúricos no deben ser los tratamientos de "primera línea" para la migraña, apuntó la Dra. Mia Minen, que dirigió el estudio sobre los pacientes adultos de migraña.

"Se deben reservar como el último recurso, si otros medicamentos no funcionan", dijo Minen, directora de los servicios del dolor de cabeza del Centro Médico Langone de la NYU, en la ciudad de Nueva York.

Comentó que las personas con migrañas deben probar primero con los analgésicos generales, como naproxeno (Aleve), acetaminofén (Tylenol) e ibuprofeno (Advil y Motrin), o con medicamentos específicos para las migrañas conocidos como triptanos. Éstos incluyen a sumatriptán (Imitrex) y a rizatriptán (Maxalt).

Pero aunque hay directrices, los médicos que no se especializan en el tratamiento del dolor de cabeza quizá no las conozcan, lamentó Minen. Minen presentará sus hallazgos esta semana en la reunión anual de la Sociedad Americana del Dolor de Cabeza en Washington, D.C.

"También podría ser la falta de experiencia con el uso de triptanos", dijo. "Los médicos de emergencias están acostumbrados a [los narcóticos], y probablemente se sientan más cómodos con esos fármacos".

Newman se mostró más franco. "Creo que algunos médicos eligen la opción fácil", planteó. "Para usar un triptán, hay que diagnosticar una migraña".

Las migrañas son dolores de cabeza intensos que típicamente provocan un dolor palpitante en un lado de la cabeza, junto con sensibilidad a la luz y al sonido, y a veces náuseas y vómitos. Son comunes, y afectan a un estimado de 36 millones de estadounidenses, según los Institutos Nacionales de la Salud de EE. UU.

Para el estudio, Minen encuestó a 218 adultos atendidos en un solo centro del dolor de cabeza. Al final, a la mayoría se les diagnosticó una migraña. Casi el 56 por ciento dijeron que en algún momento les habían recetado un analgésico narcótico para su dolor de cabeza, mientras que a casi el 57 por ciento les habían administrado un medicamento que contenía barbitúricos. Muchos tomaban actualmente al menos uno de esos fármacos.

Lo más frecuente era que un médico de la sala de emergencias hubiera recetado el analgésico narcótico, aunque los médicos de atención primaria no se quedaban muy detrás. Respecto a los barbitúricos, los neurólogos generales eran los emisores más comunes de recetas, encontraron los investigadores.

El segundo estudio, que también será presentado en la reunión sobre el dolor de cabeza, buscó en los expedientes electrónicos de más de 21,000 niños y adolescentes que habían acudido a una sala de emergencias o al consultorio de un médico por un dolor de cabeza.

En total, al 16 por ciento les habían recetado un analgésico narcótico, y había más probabilidades si un niño había sido diagnosticado con una migraña o con sospecha de migraña, en comparación con la falta de un diagnóstico formal.

Los médicos de emergencias y otros especialistas eran el doble de propensos a recetar un analgésico narcótico (opiáceo), en comparación con los médicos de atención primaria, según los hallazgos.

Los hallazgos son preocupantes, dijo el investigador líder, Robert Nicholson, en parte porque el uso repetido de opiáceos puede conducir a migrañas más frecuentes, o incluso crónicas.

El motivo de que algunos médicos los recetaran a niños no está claro, dijo Nicholson, del Centro del Dolor de Cabeza de la Clínica Mercy, en St. Louis.

Fue menos común en los consultorios de atención primaria, anotó. "Aunque quizá no sea una opción viable en todas las situaciones, exhortaría a los padres a buscar la atención de un equipo sanitario con quien puedan establecer una relación continua para las migrañas de sus hijos", aconsejó.

Minen enfatizó que el primer paso para obtener el tratamiento adecuado es obtener el diagnóstico correcto.

También hay opciones no farmacológicas para aliviar las migrañas, señaló Minen. Las personas con frecuencia tienen ciertos "desencadenantes" para las migrañas, como la falta o el exceso de sueño, ciertos alimentos, o, en las mujeres, los cambios hormonales del ciclo menstrual. Evitar los desencadenantes es una parte importante de la gestión de las migrañas.

Estos expertos se mostraron de acuerdo en que si un médico receta un narcótico o un barbitúrico para un dolor de cabeza, uno debe sentirse libre de preguntar si esa es la mejor opción.

Los datos y conclusiones presentados en reuniones por lo general se consideran preliminares hasta que se publiquen en una revista médica revisada por profesionales.

Más información

El Consejo Americano de Medicina Interna (American Board of Internal Medicine) ofrece más información sobre el tratamiento de las migrañas.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad