SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Menos niños de EE. UU. mueren de traumatismo craneal abusivo, según los CDC

Por Steven Reinberg, Reportero de HealthDay -
Menos niños de EE. UU. mueren de traumatismo craneal abusivo, según los CDC

El entrenamiento de los padres ayuda a prevenir el síndrome del bebé sacudido y otras formas de violencia, concuerdan los expertos

JUEVES, 26 de mayo de 2016 (HealthDay News) -- En Estados Unidos están muriendo la mitad de los bebés y niños en edad preescolar por traumatismo craneal abusivo que en 2009, informaron el jueves las autoridades sanitarias federales.

Las muertes de niños menores de 5 años debido a esta forma de violencia se redujeron, en promedio, un 13 por ciento al año entre 2009 y 2014, y la mayor reducción se observó en los dos últimos años del estudio, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Los expertos dijeron que las estadísticas reflejan buenas noticias, mayormente.

"Me alegra la reciente reducción en el traumatismo craneal abusivo, pero un solo caso sigue siendo demasiado", enfatizó Rahil Briggs, directora de servicios sanitarios pediátricos conductuales del Grupo Médico Montefiore, en la ciudad de Nueva York.

Ayudar a las familias a obtener respaldo para la crianza es la mejor forma de prevenir esas muertes, concurrieron Briggs y otros.

El traumatismo craneal abusivo, con frecuencia conocido como síndrome del bebé sacudido, es provocado por un traumatismo directo en la cabeza del niño, o por unas sacudidas severas. Esas lesiones pueden conducir a fracturas letales del cráneo o sangrado en el cerebro, señaló la autora del estudio, Erica Spies, de la División de Prevención de la Violencia de los CDC.

"El traumatismo abusivo en la cabeza es una de las principales causas de muertes por maltrato infantil en los bebés y niños", lamentó Spies.

Aunque se desconocen los motivos exactos del declive de los casos, Spies dijo que el alivio de las presiones económicas en los últimos años podría haber tenido algo que ver.

Las tasas nacionales de traumatismo craneal abusivo se mantuvieron constantes entre 1999 y 2009, y se redujeron de forma significativa tras 2009, encontró su equipo.

Entre 1999 y 2014, ocurrieron casi 2,250 muertes de niños menores de 5 años por lesiones intencionadas en la cabeza, según los CDC. En 2014 hubo 86, frente a 179 cinco años antes, anota el informe.

Los traumatismos en la cabeza explican alrededor de un tercio de las muertes por abuso infantil en Estados Unidos, señalaron los investigadores. Con frecuencia, ocurre cuando el llanto de un bebé frustra, enoja o estresa a los padres, comentó Spies.

Enseñar a los padres y cuidadores a establecer unos ambientes seguros y cariñosos para los niños puede ayudar a prevenir esas muertes, planteó Spies. Además, se puede enseñar a los padres formas seguras de responder al llanto persistente, afirmó.

Para reducir más las probabilidades de esas muertes, los expertos recomiendan aumentar los esfuerzos dirigidos a la prevención.

"Identificar a los padres con probabilidades de abusar de sus hijos es un paso importante para la prevención del abuso, al ayudarles a manejar el estrés, en lugar de sacudir al bebé o tirarlo contra la pared", comentó la Dra. Bárbara Pena, directora de investigación del departamento de emergencias del Hospital Pediátrico Nicklaus, en Miami.

Aunque el abuso infantil se ve en todo tipo de hogares, las familias en mayor riesgo incluyen a las que más estrés presentan, como las pobres y las que "tienen dificultades con la vida", dijo.

"Ofrecer a las mamás trabajadores sociales u otro tipo de respaldo es esencial", enfatizó Pena. "Los padres que se sienten estresados e incapaces de afrontar la situación deben comunicarse con el pediatra o con las agencias sociales, que pueden ayudar".

Briggs dijo que añadir servicios de salud conductual a la atención primaria "es una de las mejores formas" de identificar y ayudar a las familias en riesgo de traumatismo craneal abusivo.

"Debemos aumentar nuestro enfoque en la prevención, lo que incluye intervenciones con padres e hijos que fomenten los puntos fuertes y la resiliencia, al mismo tiempo que enseñen formas más efectivas de disciplinar a los niños, gestionar el estrés y asegurar unos resultados positivos", planteó Briggs.

El nuevo estudio aparece en la edición del 27 de mayo de la revista de los CDC Morbidity and Mortality Weekly Report. Para el estudio, los investigadores usaron datos del Sistema Nacional de Estadísticas Vitales de 1999 a 2014.

Más información

Para más información sobre el abuso infantil, visite el Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2016, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad