SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Los padres tienen un papel demasiado activo en la atención sanitaria de sus hijos adolescentes, según una encuesta

Los padres tienen un papel demasiado activo en la atención sanitaria de sus hijos adolescentes, según una encuesta

Los adolescentes no aprenden a gestionar sus propias visitas médicas, según una experta

JUEVES, 17 de diciembre de 2015 (HealthDay News) -- El hecho de que los padres se involucren demasiado significa que los adolescentes estadounidenses no están aprendiendo a gestionar su propia atención médica, según sugieren los resultados de una encuesta.

"La mayoría de los padres están gestionando las visitas médicas de sus hijos adolescentes, y sus adolescentes podrían estar perdiendo oportunidades valiosas para aprender a tomar las riendas de su propia salud", dijo Sarah Clark, directora asociada de la Encuesta nacional sobre la salud de los niños del Hospital Pediátrico C.S. Mott de la Universidad de Michigan.

"Hacer que los adolescentes tomen la iniciativa en responsabilidades como rellenar el papeleo, describir sus problemas de salud y hacer preguntas durante la adolescencia les ayuda ganar experiencia y confianza en la gestión de su salud", comentó Clark en un comunicado de prensa de la universidad.

Los investigadores encuestaron a más de 1,500 padres de adolescentes de 13 a 18 años de edad. Solamente un tercio de los padres dijeron que sus hijos adolescentes tenían conversaciones privadas con su médico sobre su salud. Y menos del 10 por ciento afirmaron que sus hijos adolescentes podían rellenar un formulario de sus antecedentes médicos por sí mismos.

Casi el 40 por ciento de los padres encuestados dijeron que ellos solos (no sus hijos adolescentes) preguntaban al médico sus dudas sobre su salud, y solamente el 15 por ciento de los padres dijeron que sus hijos adolescentes hablarían por sí mismos con un médico sobre sus problemas físicos o emocionales.

"Hablar con el médico en privado es importante, no solamente para ofrecer a los adolescentes la oportunidad de revelar información confidencial, sino también para ofrecerles la oportunidad de ser participantes activos en su propia atención médica, sin que alguno de los padres lleve la iniciativa", añadió Clark.

"La razón principal por la que los padres gestionan los distintos aspectos de las visitas médicas es que sus hijos adolescentes no se sentirían cómodos hablando sobre estos temas, lo que podría derivarse del hecho de que no están practicando mucho", dijo.

Clark reconoció que es natural que los padres se sientan preocupados por la salud de sus hijos y que puede ser difícil dejar que se independicen en el ámbito médico. "Pero con la guía de los padres, estas oportunidades tempranas ayudarán a los adolescentes a prepararse para navegar por el sistema de atención sanitaria y tomar la responsabilidad de su propia salud a medida que crecen", señaló.

Clark sugirió algunas maneras en que los padres pueden dar las riendas de las cuestiones médicas a sus hijos adolescentes. Antes de una cita, animen a sus hijos a escribir cualquier problema o pregunta de salud que tengan. Cuando llegue a la oficina del médico, haga que su hijo se presente en la oficina de registro y que rellene los formularios.

Durante la cita, espere a hablar para que su hijo tenga tiempo de explicar cualquier problema o de hacer preguntas, aconsejó.

Más información

El Instituto Nacional de la Diabetes y las Enfermedades Digestivas y Renales de EE. UU. explica el modo en que los adolescentes pueden hacerse cargo de su salud.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad