SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Los e-cigarettes no ayudan a dejar de fumar

Por HealthDay -

La seguridad y la efectividad a largo plazo siguen sin estar claras, advierten unos investigadores.

Un nueva investigación hace crecer las dudas sobre los posibles beneficios de los cigarrillos electrónicos para las personas con cáncer.

Los fumadores con cáncer que usaron cigarrillos electrónicos junto con los cigarrillos tradicionales eran más dependientes de la nicotina que los que no los usaron, según un estudio del Memorial Sloan Kettering. Estos pacientes tenían además las mismas (o menos) probabilidades de dejar de fumar que los pacientes que no usaron los cigarrillos electrónicos.

El estudio, publicado en línea el 22 de septiembre en la revista Cancer, contó con casi 1,100 pacientes de cáncer que fumaban. Entre 2012 y 2013, los pacientes se inscribieron en un programa de tratamiento para el tabaco en un centro oncológico integral.

Durante este tiempo, los autores del estudio hallaron que el consumo de cigarrillos electrónicos aumentó desde casi el 11 por ciento hasta el 38.5 por ciento (un aumento de más del triple). Cuando empezó el estudio, los pacientes que usaban cigarrillos electrónicos eran más dependientes de la nicotina que los que no los usaban. También intentaron dejarlo más veces en el pasado y tenían más probabilidades de que les diagnosticaran un cáncer de pulmón, cáncer de cabeza o cáncer de cuello.

Durante el seguimiento, los investigadores descubrieron que los pacientes que usaron los cigarrillos electrónicos no tenían menos probabilidades de seguir fumando que los que no los usaron.

Aunque todos los fumadores de cáncer deberían dejarlo, los investigadores concluyeron que siguen habiendo dudas sobre la seguridad y la efectividad a largo plazo de los cigarrillos electrónicos.

"Se necesitan investigaciones controladas para evaluar los daños y los beneficios potenciales de los cigarrillos electrónicos como método potencial para dejar de fumar para los pacientes de cáncer", explicó en un comunicado de prensa de la revista Jamie Ostroff, del Centro Oncológico Conmemorativo Sloan Kettering de la ciudad de Nueva York.

"Mientras tanto, los oncólogos deberían aconsejar a todos los fumadores que dejen de fumar los cigarrillos combustibles tradicionales, animarles a usar los medicamentos aprobados por la FDA para dejar de fumar, referir a los pacientes a un asesor para dejar de fumar y educarles sobre los riesgos potenciales y la falta de beneficios conocidos del uso a largo plazo de los cigarrillos electrónicos", dijo Ostroff.

Más información

La Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. ofrece más información sobre los cigarrillos electrónicos.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2014, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad