SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Las tasas de suicidio entre niños afroamericanos van en ascenso en los Estados Unidos

Por Alan Mozes, Reportero de HealthDay -
Las tasas de suicidio entre niños afroamericanos van en ascenso en los Estados Unidos

Sin embargo, menos niños caucásicos de entre 5 y 11 años están tomando su propia vida, según mostró un estudio

Los suicidios entre niños afroamericanos han aumentado en años recientes, mientras que menos niños caucásicos están tomando su propia vida, según encontró un nuevo análisis.

Las probabilidades de que cualquier niño en el grupo de edad que comprende de los 5 a los 11 años se suicide siguen siendo bajas. Pero los niños pequeños de raza negra tienen tres veces más probabilidades de hacerlo que los blancos, de acuerdo con los investigadores.

"Si bien las tasas globales de suicidios en niños menores de 12 años en los Estados Unidos se mantuvieron constantes entre 1993 y 2012, hubo un incremento significativo en las tasas de suicidios entre niños de raza negra y un descenso significativo en los suicidios de niños caucásicos", dijo Jeffrey Bridge del Instituto de Investigación del Hospital Infantil Nationwide en Columbus, Ohio.

"Muchos factores que afectan a los jóvenes afroamericanos, incluyendo mayor exposición a violencia y estrés traumático, un inicio precoz de la pubertad y una menor probabilidad de buscar ayuda para la depresión, los pensamientos suicidas y los intentos de suicidio pueden estar aportando a la disparidad", añadió Bridge. "Pero no está claro el impacto específico de cada uno de estos riesgos".

El ahorcamiento/asfixia, el método más común de suicidio, representó más de tres cuartos de las muertes totales por suicidio. El estudio halló que en casi 20 por ciento de los casos se utilizaron armas de fuego.

Bridge y sus colegas publicaron sus resultados en la edición en línea del 18 de mayo de JAMA Pediatrics.

Para explorar las tendencias de suicidios en jóvenes, los investigadores estudiaron 20 años de información de las bases de datos de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (U.S. Centers for Disease Control and Prevention).

El equipo encontró que alrededor de 33 niños y niñas de entre 5 y 11 años murieron en promedio cada año a causa de un suicidio. Eso significó una tasa estable de poco más de un suicidio infantil por año por cada millón de niños estadounidenses.

Pero al descomponer el total por raza, la imagen de los suicidios en el país lució mucho más complicada.

Por ejemplo, si bien la tasa de suicidios entre niños de raza blanca cayó de 1.14 por millón en 1993 a 0.77 por millón en 2012, esa misma cifra se elevó entre niños de raza negra de 1.36 por millón a 2.54 por millón.

La tendencia parece haber sido impulsada principalmente por varones, que representan el 84 por ciento de los suicidios juveniles en total. La tasa de suicidio entre varones afroamericanos prácticamente se duplicó (saltando de 1.78 a 3.47 por millón) durante el período del estudio, mientras que entre niños caucásicos se redujo de 1.96 a 1.31 por millón.

Bridge indicó que investigaciones en el futuro deberán continuar rastreando las tendencias con la esperanza de comprender mejor los factores subyacentes que están trabajando.

Mientras tanto, "los padres y los proveedores de atención médica necesitan estar conscientes de que los niños menores de 12 años pueden pensar sobre el suicidio y en ocasiones lo hacen", enfatizó.

"Es importante preguntar a los niños directamente sobre el suicidio si existe una inquietud al respecto", dijo Bridge. "Por ejemplo: '¿Estás teniendo pensamientos sobre suicidarte?' La investigación ha mostrado que preguntar a los niños directamente sobre el suicidio no desatará pensamientos o comportamientos suicidas subsecuentes. Preguntar no hace daño".

Sarah Feuerbacher, directora del Centro Universitario Southern Methodist para Asesoría Familiar en Plano, Texas, respaldo la idea de que "siempre es buena idea preguntar".

Feuerbacher indicó que "comenzar la conversación con alguien que usted cree que pueda estar deprimido o incluso contemplando el suicidio ayuda en muchas maneras". Esto puede ayudar a que los niños se sientan menos solos y aislados, al tiempo que ofrece la oportunidad de confiar y compartir con otras personas y/u opciones alternativas, sugirió.

En el caso de los niños mayores, Feuerbacher añadió que "la mayoría de los adolescentes que reciben ayuda para su depresión proceden a disfrutar la vida y sentirse mejor sobre sí mismos, sus relaciones y los entornos en los que viven".

El doctor Andrew Adesman, director de pediatría del desarrollo y el comportamiento en el Centro Médico Infantil Steven and Alexandra Cohen de Nueva York en New Hyde Park, N.Y., enfatizó que, a pesar de algunas tendencias preocupantes, el suicidio entre niños pequeños sigue siendo extremadamente infrecuente.

"Si bien el suicidio ciertamente es una inquietud importante de salud pública en adolescentes, es muy poco común (literalmente uno en un millón) para niños de 11 años y menores", dijo Adesman.

Más información

Hay más información sobre el riesgo y la prevención en suicidios entre jóvenes en la Asociación Nacional de Psicólogos Escolares de los Estados Unidos (U.S. National Association of School Psychologists).


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad