SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La perspectiva optimista de las mujeres hispanas podría impulsar la salud del corazón

Por Maureen Salamon, Reportero de HealthDay -
La perspectiva optimista de las mujeres hispanas podría impulsar la salud del corazón

Un estudio encontró que ellas se preocupan menos por el peso y dietas que las mujeres caucásicas y tienen mejores perfiles cardiacos

Las mujeres hispanas tienden a ejercitarse y preocuparse por su peso menos que las mujeres caucásicas, y su riesgo de enfermedades cardiacas es menor, sugirió un nuevo estudio.

Examinando información de empleadas de un sistema de salud con sede en Miami, los investigadores teorizaron que una actitud más optimista entre las mujeres hispanas puede contribuir a una mejor salud cardiovascular.

Las mujeres hispanas tuvieron resultados más favorables en 10 de 12 condiciones cardiacas y factores de riesgo, como alta presión arterial o colesterol, que las mujeres no hispanas, de acuerdo con la investigación, publicada en línea el 29 de abril en la revista Circulation: Cardiovascular Quality and Outcomes.

"Obviamente, este grupo tiene algo que las separa del resto", dijo Emir Veledar, autor del estudio y bioestadista en Baptist Health South Florida en Miami.

"No existe ninguna diferencia entre estas mujeres en cuanto a conocimiento, sino en actitud positiva", añadió. "Las mujeres hispanas están más satisfechas con sus trabajos y con sus vidas. No piensan que necesitan más ejercicio; tienen una salud buena o excelente, y están contentas con su peso".

Veledar dijo que esta llamada "paradoja hispánica" influye en la gran brecha en el promedio de expectativa de vida entre las mujeres hispanas y las caucásicas. Las mujeres hispanas en los Estados Unidos tienen una expectativa de vida de 87 años, casi seis años más que las mujeres caucásicas.

La cardiopatía es la principal causa de muerte en adultos de ambos géneros y todas las razas, de acuerdo con el Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos (U.S. Department of Health and Human Services). Cerca de 422,000 de mujeres estadounidenses mueren cada año por enfermedades cardiacas.

Veledar y sus colegas estudiaron resultados anuales de exámenes y de la feria de la salud de cerca de 7,700 empleadas del Baptist Health South Florida. Más de la mitad de ellas eran hispanas.

Se examinaron casi dos docenas de medidas de salud cardiovascular, incluyendo presión arterial, niveles de azúcar en la sangre e índice de masa corporal (BMI, por sus siglas en inglés), una proporción peso-altura. Se evaluó el conocimiento de las mujeres sobre los factores de riesgo cardiovascular y también se les preguntó sobre su actitud hacia el trabajo, peso y el deseo de ejercitarse más.

Con el mismo acceso a atención médica y beneficios debido a la situación laboral compartida, las mujeres tuvieron factores de riesgo cardiovascular notablemente diferentes. Las mujeres hispanas no solo tuvieron tasas más bajas de diabetes tipo 1, presión arterial alta y colesterol alto, sino que también reportaron una satisfacción mayor con su trabajo y su vida, según los investigadores.

Más de la mitad tanto de las mujeres hispanas como de las no hispanas deseaban perder peso, pero ese número fue de cerca de 54 por ciento entre las mujeres hispanas contra casi 60 por ciento entre las no hispanas. Los resultados mostraron que menos mujeres hispanas deseaban ejercitarse más (debajo del 33 por ciento comparado con más del 37 por ciento).

Veledar dijo que no hay manera de saber si la actitud más optimista entre las hispanas tiene una relación directa con su mejor perfil de riesgo cardiovascular, pero dijo que todas las etnicidades podrían beneficiarse de un "ajuste de actitud".

El doctor Miguel Quinones, director de cardiología en el Centro Cardiaco y Vascular DeBakey Methodist en Houston, dijo que investigaciones han vinculado desde hace mucho los menores niveles de estrés, que pueden verse influenciados por una actitud positiva, con riesgos de cardiopatía más bajos.

"No hay duda de que el estrés es uno de los factores que afectan si alguien que corre riesgo de cardiopatía presentará una enfermedad cardiaca", dijo Quinones, quien no participó en la nueva investigación. "Para las mujeres hispanas, si tienen un ambiente menos estresante debido a que su vida familiar y cultural es mejor, eso puede ser bueno".

Quinones explicó que los menores riesgos cardiacos en las mujeres hispanas probablemente tienen poco que ver con la genética compartida, ya que las raíces hispanas pueden ser mexicanas, cubanas, puertorriqueñas, africanas o europeas, entre otras.

"La etnicidad no es lo mismo que la raza", dijo.

Quinones también señaló que la asociación entre una actitud optimista y una mejor salud cardiovascular no quiere decir que la primera haya causado la segunda.

Más información

La Asociación Americana del Corazón (American Heart Association) ofrece más información sobre los riesgos de cardiopatía y ataque cerebral entre mujeres hispanas.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad