SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La mayoría de los adolescentes que abusan de los medicamentos para el TDAH los consiguen de otras personas

La mayoría de los adolescentes que abusan de los medicamentos para el TDAH los consiguen de otras personas

Un estudio descubre que el 54 por ciento de los jóvenes encuestados usan los medicamentos para fines no médicos

MARTES, 8 de marzo de 2016 (HealthDay News) -- El abuso de los medicamentos estimulantes para el TDAH, como Ritalin o Adderall, está en aumento, y un nuevo estudio descubre que la mayoría de los adolescentes que abusan de ellos los consiguen de otras personas.

El mercado en expansión de los medicamentos para el tratamiento del trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH), "que coincide con un aumento de las tasas del diagnóstico del TDAH, proporciona una mayor disponibilidad de estos medicamentos", dijo la autora líder del estudio, Yanning Wang, de la Universidad de Florida en Gainesville, en un comunicado de prensa de la universidad.

"Esto plantea algunas preocupaciones sobre el posible uso no médico o el abuso de estos medicamentos", que incluyen a Adderall, Concerta y Ritalin, añadió. Según los Institutos Nacionales de la Salud de EE. UU, cuando se abusa de estos medicamentos, pueden aumentar la presión arterial y la frecuencia cardiaca, y alterar el sueño y el apetito.

El nuevo estudio se centró en encuestas de más de 11,000 niños y adolescentes estadounidenses realizadas entre 2008 y 2011. Se entrevistó a los niños en lugares como centros comerciales, salones recreativos y parques de patinaje. Los niños tenían entre 10 y 18 años de edad y procedían de 10 ciudades distintas, según el estudio.

Hubo dos tipos de usuarios de medicamentos para el TDAH: los que solamente usaban los medicamentos para fines no médicos y los que tenían una receta de un medicamento para el TDAH, pero también podían usarlo con fines no médicos.

Aproximadamente el 7 por ciento de los participantes dijeron que habían usado un medicamento estimulante con receta en los últimos 30 días, y más de la mitad dijeron que su uso fue no médico.

Casi el 90 por ciento de los niños que abusaban de un medicamento para el TDAH afirmaron que habían tomado el medicamento de otra persona, según el estudio.

Más de un tercio (un 39 por ciento) del uso no médico se produjo por parte de adolescentes que tomaban más pastillas de las que les habían recetado. Los niños también reportaron haber fumado, inhalado o esnifado el medicamento en lugar de tomarlo de forma oral, según los investigadores.

Los adolescentes que solamente usaron el medicamento de un modo abusivo tenían un riesgo más alto de "problemas de conducta" en casa, y de otras formas de abuso de sustancias, descubrió el equipo de Wang. También fue más probable que tuvieran amigos que probaron otras drogas, algo que Linda Cottler llamó un "círculo de toma de riesgo".

"Es muy importante que los médicos y los padres aconsejen a los jóvenes que tienen estimulantes recetados que nunca compartan sus medicamentos", dijo en el comunicado de prensa Cottler, coautora del estudio y jefa de epidemiología de la Universidad de Florida.

El estudio aparece en una edición reciente de la revista Drug and Alcohol Dependence.

Más información

El Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas de EE. UU. tiene más información sobre el abuso de medicamentos recetados.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2016, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad