SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La música podría aliviar el dolor postquirúrgico de los niños, halla un estudio

La música podría aliviar el dolor postquirúrgico de los niños, halla un estudio

Escuchar las canciones favoritas, e incluso los libros en audio, pareció aliviar la incomodidad

MARTES, 13 de enero de 2015 (HealthDay News) -- Para los niños, someterse a una cirugía con frecuencia conlleva dolor postquirúrgico, pero escuchar su música favorita podría ayudar a aliviar su incomodidad, halla un estudio reciente.

Los hallazgos no sorprendieron a un experto.

"Es bien sabido que la distracción es una fuerza potente en el alivio del dolor, y la música sin duda ofrece una excelente distracción", comentó el Dr. Ron Marino, presidente asociado de pediatría del Hospital de la Universidad de Winthrop en Mineola, Nueva York.

Encontrar nuevas formas de aliviar el dolor de los niños tras una cirugía es importante. Los potentes analgésicos opiáceos (narcóticos) se usan frecuentemente para controlar el dolor tras la cirugía, pero pueden provocar problemas respiratorios en los niños, advierten los expertos.

Debido a ese riesgo, normalmente los médicos limitan la cantidad de narcóticos que los niños reciben tras una operación, lo que significa que a veces su dolor no se controla bien.

El nuevo estudio fue dirigido por el Dr. Santhanam Suresh, profesor de anestesiología y pediatría de la Universidad de Northwestern. En el estudio participaron 60 niños de 9 a 14 años de edad, que eran pacientes del Hospital Pediátrico Lurie, en Chicago, y que sufrían de dolor postquirúrgico.

Los investigadores permitieron a los jóvenes pacientes elegir de una lista de música pop, country, clásica o rock y de historias cortas en audio. Usaron medidas objetivas estándar del dolor para evaluar el efecto.

Dar a los niños el poder de decidir qué música o historia deseaban oír fue la clave, dijo Suresh. "Todo el mundo se identifica con la música, pero las personas tienen preferencias distintas", comentó en un comunicado de prensa de la universidad.

El estudio encontró que escuchar la música o las historias durante 30 minutos ayudaba a distraer a los niños de su dolor.

La distracción ofrece un alivio real del dolor, aseguró Suresh.

"El dolor conlleva cierto nivel de aprendizaje", explicó. "La idea es que si no se piensa en ello, quizá no se experimente con tanta intensidad. Intentamos engañar al cerebro hasta cierto punto. Intentamos redirigir los canales mentales a otra cosa", señaló Suresh.

"La terapia con audio es una emocionante oportunidad, y los hospitales deben tomarla en cuenta como una importante estrategia para minimizar el dolor de los niños que se someten a cirugías mayores", añadió. Y a diferencia de la terapia farmacológica, "es barata y no tiene efectos secundarios", dijo.

Los libros en audio también fueron efectivos, hallaron los investigadores. Sunitha Suresh, la hija del Dr. Suresh, fue coautora del estudio. Dijo que "algunos padres comentaron que sus hijos se calmaban y se quedaban dormidos al escuchar libros en audio. Era una voz que aliviaba y distraía".

Sunitha Suresh era estudiante de ingeniería biomédica de la Universidad de Southwestern cuando se realizó el estudio, y ahora estudia medicina en la Escuela Médica Johns Hopkins, en Baltimore.

Otra experta en la atención del dolor de los niños alabó el estudio.

AnnMarie DiFrancesca es directora del programa de Terapias Vitales y de las Artes Creativas para Niños del Centro Médico Pediátrico Cohen de Nueva York, en New Hyde Park.

Dijo que "empoderar a los niños con herramientas que le permitan salir adelante de forma exitosa puede con frecuencia transformar una experiencia negativa en positiva, que deje al niño sintiéndose confiado de sus capacidades para afrontar sus procedimientos y tratamientos".

DiFrancesca dijo que su propio centro con frecuencia utiliza "una variedad de técnicas de gestión del dolor con distracción y no farmacológicas, algunas de las cuales incluyen música, arte y videojuegos".

Y, añadió DiFrancesca, "hemos visto de primera mano cómo estos artículos familiares y seguros ayudan a aliviar los temores de un niño y a darle una sensación de control sobre algo que a veces parece una situación incontrolable".

El estudio aparece en la edición de enero de la revista Pediatric Surgery International.

Más información

Para más información sobre cómo preparar a los niños para ciertas cirugías, visite la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association).


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad