SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Es poco probable que la intoxicación por plomo causara la muerte de Beethoven

La tecnología ayudó a los investigadores a analizar los fragmentos óseos para descartar una de muchas teorías

JUEVES, 3 de junio (HealthDay News/DrTango) -- Entre las muchas complicaciones de salud que se han considerado como posibles contribuyentes a la desaparición del mundialmente famoso compositor Ludwig van Beethoven en 1827, los científicos creen que ahora pueden descartar la intoxicación por plomo.

La conclusión, que aún no se ha publicado, se deriva de un nuevo análisis de fragmentos del cráneo de Beethoven, realizado por investigadores de la Escuela de Medicina Mount Sinai en Nueva York, así como del Centro de Estudios de Beethoven Ira F. Brilliant de la Universidad Estatal de San José.

"El 95 por ciento del plomo que se encuentra en el cuerpo adulto se almacena en los huesos, donde permanece por años, incluso después de la muerte", dijo en un comunicado de prensa el coautor Andrew Todd, profesor asociado de medicina en Mount Sinai. "Medir la cantidad de plomo en los fragmentos óseos de Beethoven nos permite viajar en el tiempo para medir su exposición al plomo a lo largo de su vida".

Se cree que los dos fragmentos que Todd y sus colegas examinaron fueron recogidos inicialmente por un amigo del compositor, el Dr. Gerhard von Breuning, cuando exhumó y volvió a enterrar el cadáver de Beethoven en 1863. Por su parte, von Breuning supuestamente entregó los fragmentos a un profesor de la Universidad de Viena, cuya familia ha conservado las muestras desde entonces.

El examen actual es posterior a otro que se hizo en el año 2000, que también llevó a cabo Todd, que buscaba medir el grosor del cráneo y analizar al mismo tiempo la superficie de un pequeño trozo de hueso del cráneo.

En el último intento para recopilar información se empleó una técnica conocida como fluorescencia de rayos X (XRF), que preserva la integridad de los huesos examinados. La fluorescencia de rayos X expone la muestra a una pequeña dosis de radiación, descrita como igual a 10 minutos de radiación natural de fondo para resaltar cualquier cantidad de plomo almacenado en los huesos.

Los investigadores descubrieron que el mayor de los dos fragmentos tenía 12 microgramos de plomo por gramo de mineral óseo, una cantidad insuficiente para apoyar el argumento de que Beethoven se expuso lo suficiente al plomo como para haberle causado insuficiencia renal mortal.

"Para alguien de la edad de Beethoven, podríamos esperar más que eso, un conjunto de datos de comparación predice 21 microgramos de plomo por gramo de mineral óseo", explicó Todd.

Como una de tantas teorías, desde hace tiempo se considera a la intoxicación por plomo como posible culpable de la muerte del compositor por varias razones. Por un lado, se sabe que causa irritabilidad, algo por lo que Beethoven era muy conocido. Además, puede causar tanto cólicos como insuficiencia renal, los cuales, junto con la insuficiencia hepática, se han citado como posibles causas subyacentes de su muerte a la edad de 56 años.

Algunos han planteado incluso que quizá Beethoven endulzaba de manera rutinaria el vino barato con plomo. Otros han encontrado evidencia de cantidades elevadas de plomo en muestras de cabello del compositor, un signo de la exposición relacionado posiblemente con un procedimiento quirúrgico al que se sometió, que tuvo que haber tenido lugar en los meses anteriores a su fallecimiento.

Sin embargo, pese a los planes para continuar con el ensayo, los resultados parecen dejar de lado ya cualquier idea de que el plomo fuera, de hecho, el asesino.

Más información

Para más información sobre la intoxicación por plomo, visite la Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por DrTango

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad