SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Enviar y recibir mensajes de texto a la hora de acostarse podría ser peligroso para la salud de los adolescentes

Enviar y recibir mensajes de texto a la hora de acostarse podría ser peligroso para la salud de los adolescentes

Un investigador sugiere que se pongan límites al uso de la tecnología

MIÉRCOLES, 7 de octubre de 2015 (HealthDay News) -- Muchos adolescentes estadounidenses envían y reciben mensajes de texto en la cama, lo que lleva a perder horas de sueño, a la somnolencia diurna y un peor rendimiento escolar, según un nuevo estudio.

Unos investigadores de Nueva Jersey observaron a casi 3,200 estudiantes de escuela intermedia y secundaria del estado. Hallaron que casi el 62 por ciento de los niños usaron sus smartphones de alguna forma después de la hora de acostarse; casi el 57 por ciento enviaron o recibieron mensajes de texto, tweets e intercambiaron mensajes cuando estaban en la cama, y casi el 21 por ciento se despertaron por los mensajes de texto.

"Nuestro estudio confirma que muchos adolescentes están enviando o recibiendo mensajes de texto tarde en la noche cuando deberían estar durmiendo. Esta conducta es más habitual por parte de los adolescentes de mayor edad, sobre todo los que están en secundaria, y por parte de las chicas", dijo el coautor del estudio, Vincent DeBari, director de investigación en la Facultad de Salud y Ciencias Médicas de la Universidad de Seton Hall, en South Orange.

"Uno de los aspectos más preocupantes de nuestros hallazgos es que además de afectar a la calidad y a la cantidad del sueño de los adolescentes, el uso del smartphone a la hora de acostarse parece tener un impacto negativo en su nivel de alerta durante el día y en las notas que obtienen en la escuela", dijo DeBari en un comunicado de prensa de la universidad.

El coautor del estudio, el Dr. Peter Polos, añadió que los adolescentes cuyo sueño es interrumpido por los mensajes de texto que reciben podrían sentirse obligados a responderlos inmediatamente. Estos intercambios pueden durar horas.

"Esto produce una estimulación excesiva en la noche. La luz de los aparatos electrónicos puede suprimir la secreción de melatonina, una hormona que fomenta el sueño. Todos estos factores se combinan para dificultar el sueño debido a un uso excesivo del smartphone en la noche", dijo Polos, miembro de la división de medicina del sueño del Instituto de Neurociencia JFK de Edison, Nueva Jersey.

Los investigadores también hallaron que el uso del smartphone justo antes o después de la hora de acostarse podría empeorar la tendencia de los adolescentes a ir a la cama mucho más tarde y dormir hasta tarde en la mañana. Esta conducta se ha asociado con la depresión, la ansiedad y el trastorno por déficit de atención con hiperactividad, dijeron los autores del estudio.

"De forma reiterada, los estudios han mostrado que los estudiantes adolescentes de hoy en día tienen una falta de sueño grave, y eso afecta a su salud, su estado de ánimo y su seguridad cuando conducen. Nuestro estudio muestra que el uso no restringido de smartphones en la noche podría ser un factor contribuyente importante", señaló en el comunicado de prensa el Dr. Sushanth Bhat, profesor asistente de neurociencia de la Universidad de Seton Hall.

"Dado que dormir el tiempo adecuado es muy importante para el desarrollo cerebral y el aprendizaje en la adolescencia, nuestro estudio debería instar a los padres y a los tutores a que piensen en establecer límites razonables al uso que hacen los adolescentes del smartphone en la noche", concluyó Bhat.

Los hallazgos del estudio aparecen en la edición de octubre de la revista Journal of Adolescence.

Más información

La National Sleep Foundation tiene más información sobre los adolescentes y el sueño.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2015, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad