SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Desempleados y con estrés, pero mantienen la esperanza

Por Dennis Thompson, Reportero de Healthday -

Las personas luchan para hacer frente al desempleo

JUEVES, 19 de agosto (HealthDay News/HolaDoctor)-- No había ninguna sonrisa en los rostros de las personas que estaban la oficina del WorkSource Center (Centro de empleo) de Salem, Oregón.

Las personas que esperaban en la fila para recibir la ayuda del Departamento de Empleo de Oregón estaban agobiadas y tensas. Una persona que se coló en la fila recibió la reprimenda de una mujer de mediana edad, que se inclinó y le susurró algo con gran enfado. "Debes tener cuidado", le dijo la mujer. "Aquí hay mucha gente infeliz y estresada".

En las hileras de computadoras, trabajan en su currículo o buscan ofertas de trabajo personas con aspecto sombrío. Otros estaban en mesas, esperando su turno para que un trabajador del estado les ayudara.

Lyn Graybeal, de 47 años, esperaba por una de las computadoras. Perdió su trabajo en 2007, una posición temporal en el Departamento de Vehículos de Motor de Oregón. Dijo que su ansiedad había aumentado, algo que sólo empeoraba las cosas.

"Esto hace que todo sea más difícil, porque cuando consigues una entrevista de trabajo, tu desesperación, ansiedad y falta de confianza salen a la luz", apuntó Graybeal. "No puedo pagar mis facturas. Puedo acabar en la calle".

Cuando se le preguntó qué trabajo estaba buscando, el ceño fruncido de Graybeal se acentúo aún más. "Busco un trabajo de oficina", replicó. Luego de una pausa, agregó, "en realidad, ahora ando buscando cualquier tipo de trabajo".

Pamela Austin, de 25, dijo que había estado desempleada por poco más de un año. Trabajaba en la oficina de una compañía de techos y revestimiento de metal, pero cuando el volumen de pedidos descendió, muchos de los empleados quedaron en la calle. Había acudido a la oficina para que alguien revisara su currículo.

"He trabajado desde los 14 años", señaló Austin. "Y nunca había tenido tantas dificultades para conseguir trabajo".

Austin, que es soltera y no tiene hijos, dijo que le preocupa mucho el pago de sus cuentas. Tiene problemas para dormir. "Toda la noche, piensas constantemente en lo que sucederá", apuntó. "¿Conseguiré un empleo? Si consigo trabajo, ¿me despedirán luego?"

Hace poco estuvo a punto de conseguir un trabajo. Había 90 solicitantes para un puesto de trabajo de oficina a $10 la hora en una compañía de aire acondicionado y calefacción local. Quedó entre los últimos 10 candidatos y fue a una entrevista, pero contrataron a otra persona.

"Quedé destrozada", dijo. "Tenía la certeza de que el trabajo era mío. Tenía toda la experiencia necesaria. Definitivamente, fue un duro golpe para mi ego. Tardé un tiempo en recuperar la motivación de nuevo.

"Pero hay que mantener la esperanza", señaló. "Hay tanta competencia, así que tienes que destacarte y ser lo mejor que hayan visto".

Por eso estaba en la oficina, esperando con su currículo en la mano. Quería consultar su plan de acción con un consultor, para ver si había pasado algo por alto.

"He estado a punto de conseguir estos trabajos", agregó Austin. "Debe haber algo más que pueda hacer".


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad