SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Evita el sedentarismo para prevenir la diabetes

Por MiDieta™ -
Evita el sedentarismo para prevenir la diabetes

Muchas campañas enfocan en la necesidad de realizar ejercicio para reducir el riesgo de diabetes. Sin embargo, expertos buscan enviar un mensaje desde otro ángulo: la necesidad de reducir el sedentarismo, una verdadera alfombra roja hacia la obesidad, el factor de riesgo que le abre la puerta a la diabetes.
Una investigación realizada en Estados Unidos sobre 50.277 mujeres que participaban del Estudio de Salud de las Enfermeras un proyecto federal de largo alcance que viene estudiando la salud de 121.700 mujeres en 11 estados desde 1976 reveló que algunas formas del sedentarismo predisponen en mayor grado a padecer de diabetes.

En comparación con actividades sedentarias como la costura, los juegos de mesa o la lectura, la más nociva resultó ser… ver televisión.

Durante seis años, se interrogó semanalmente a este grupo de mujeres que no padecían de afecciones cardíacas o de obesidad sobre sus actividades: cuánto tiempo permanecían sentadas en sus casas, qué tareas llevaban a cabo, cuánto caminaban. También se les preguntaba si habían realizado algún deporte.

Al final del estudio, se hizo un análisis estadístico de la información recogida y se llegó a la conclusión que las mujeres que miraban más televisión por largo tiempo habían sido más propensas a fumar, tomar bebidas alcohólicas y a realizar menos ejercicio físico. También tenían un mayor consumo energético diario y peores hábitos alimentarios.

Según reporta la revista de la Asociación Americana de Medicina JAMA, por sus siglas en inglés, de las 50 mil mujeres, 3.757 pasaron a la categoría de obesas durante la investigación. Y se comprobó que el tiempo pasado frente al televisor fue el único factor asociado directamente con el aumento de peso.

Según explicaron los científicos, este riesgo aumentaba a medida que se sumaban horas mirando programas. Y que tan solo caminar por la casa o simplemente permanecer de pie más tiempo, representó una disminución del riesgo de obesidad de hasta casi un 10 por ciento.

La conclusión del trabajo fue que el sedentarismo, especialmente el hábito de mirar televisión, está asociado en línea directa con el desarrollo de diabetes tipo 2, la más común de las formas de diabetes. A partir de este trabajo, los expertos buscan hacer hincapié no sólo en el ejercicio físico sino en la reducción de hábitos sedentarios.

Por eso, adelante con algunos cambios que, aunque leves, tendrán buenos resultados. Camina por la casa, recoge los juguetes de los niños… ¡sin quejarte!, barre, baila, corta la grama, todas esas actividades te ayudarán a reducir el riesgo de padecer una condición que puede volverse crónica.

Este año, el Día Mundial de la Diabetes tiene como lema “Las muchas caras de la diabetes”, justamente con la idea de enfocar este problema de salud desde distintas aristas: nuevas formas de prevención, novedades en nutrición, y sus aspectos emocionales. El objetivo permanente de las campañas es promover exámenes para poder detectar la diabetes cuando todavía está en un estadio “pre-diabético”, momento en el que se puede atacar y hasta controlar.

La diabetes se dispara cuando el organismo no produce insulina o no la utiliza adecuadamente. La insulina es una hormona necesaria para transformar el azúcar, el almidón y otros alimentos en la energía que necesitamos para desarrollar nuestra vida cotidiana. Existen dos tipos de diabetes, la denominada diabetes tipo 2, la más común, y la tipo 1 o insulino dependiente, que es la que requiere de aplicaciones diarias de insulina.

Desde el punto de vista de la salud pública, la diabetes ya se considera una epidemia, consecuencia directa del alarmante aumento de la obesidad. Y una de las señales más contundentes es su aparición en etapas cada vez más tempranas de la vida.

Según la Internacional Obesity Task Force, casi la mitad de los niños de Estados Unidos y Latinoamérica tendrán sobrepeso u obesidad hacia 2010. Y este dramático aumento resultará en un incremento similar de casos de diabetes precoz.

A nivel mundial,  la diabetes afecta a 246 millones de personas, que posiblemente serán 380 millones en 2025. Cada diez segundos una persona muere por causas vinculadas con la diabetes. En Estados Unidos, unas 20 millones de personas la padecen, y tan sólo una de cada tres ha sido diagnosticada.

La Federación Internacional de la Diabetes IDF y la Organización Mundial de la Salud OMS establecieron el 14 de noviembre como el Día Mundial de la Diabetes, una forma de enfocar en el mensaje de prevención y control. Propusieron ese día en homenaje al fisiólogo Frederik Grant Banting, quien nació el 14 de noviembre de 1891 y treinta años después logró aislar la insulina.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Dietas y Nutrición a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad