SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Cerrar

TE AYUDAMOS EN TU IDIOMA

Regístrate para recibir información y ayuda. *
* Campo requerido
Número de Teléfono
¿Cómo te gustaría ser contactado?
¿En qué idioma?
* Sólo para uso en Estados Unidos

¿Pueden subirme la prima de mi seguro?

Por -
¿Pueden subirme la prima de mi seguro?
CRÉDITO: THINKSTOCK

Aunque el presidente Barack Obama, citando a la Oficina del Presupuesto, insista en que la Ley de Cuidado de Salud ayudará a bajar los precios de los seguros de salud, existe la posibilidad de que las primas suban. Ahora, ¿pueden subir los precios para lo que queda del 2014? ¿De qué depende que las cuotas suban o bajen para 2015?

El día que Obama anunció que el mercado de seguros había llegado a la marca récord de 8 millones de inscriptos, también se refirió brevemente a los precios de los planes de salud diciendo que si bien se espera que los precios de las primas seguirán aumentando, como lo han hecho por décadas, desde la entrada en vigencia de la Ley de Cuidado de Salud, los gastos de salud han crecido más lentamente que nunca. A la vez que citó a la Oficina del Presupuesto del Congreso (CBO, por sus siglas en inglés) para remarcar que según este organismo independiente, se espera que las primas de seguros médicos en el mercado sean 15% más bajas que lo que originalmente se predijo.

Lo cierto es que para este primer año -en que la ley entró completamente en vigencia-  las aguas están divididas: mientras un grupo (alrededor de 41% de los inscriptos en el mercado) se está beneficiando del subsidio otorgado por el gobierno y disfrutan de primas significativamente más bajas; otro porcentaje de personas con ingresos por encima del 400% del nivel de pobreza y aquellos que reciben su seguro médico a través de un empleador han sufrido alzas en los valores de las cuotas del seguro médico.

¿Pueden aumentar las primas en el 2014?

“Los precios de las pólizas individuales ya han sido establecidas”, dijo Kathleen Oestreich, CEO de Meritus, una cooperativa de seguros de salud de Arizona. Sin embargo advierte: “Los precios para las pólizas de grupos de pequeños negocios, por el otro lado, pueden ser actualizadas trimestralmente con tan solo hacer un pedido al Departamento de Seguros.

También Ivan Williams, Analista Senior de Pólizas de GetInsured.com -una compañía que administra un mercado de seguros privado- lo confirma. “Sin embargo -aclara- puedes terminar obteniendo menos crédito federal impositivo (subsidio) si tu ingreso disminuye o tu familia pierde un integrante durante el año. Por ejemplo: si te divorcias o uno de tus hijos cumple 26 años y deja de ser elegible para estar en tu misma póliza”. En este caso, si bien la compañía aseguradora no va a subir el precio de tu póliza, terminarás pagando más porque dejas de recibir una parte del subsidio otorgado por el gobierno. Es decir que el costo de la póliza será mayor para tí.

¿Pueden aumentar las primas para el 2015?

Sí. Pero aún no se sabe exactamente cuáles van a ser los precios para el año próximo. Una de las razones por la que el mercado tuvo que mantener su fecha de cierre y limitar a unos pocos días la extensión de dicho período, fue debido a la necesidad de darle tiempo suficiente a las compañías aseguradoras para estudiar el comportamiento de este nuevo mercado de asegurados y estimar los costos futuros para poder establecer los nuevos precios. Dichos precios se sabrán cuando el mercado de seguros abra nuevamente sus puertas el 15 de noviembre y la gente comience a comprar las pólizas del 2015.

Aunque la tendencia ha sido que las primas han subido de precio año a año, esto no significa que necesariamente los precios se vayan a ir a las nubes. Incluso, puede haber diferencias importantes de un estado a otro en materia de precios, puesto que los mercados son una especie de organismo vivo que se comporta según una serie de variables que hacen que los precios suban o bajen.

¿Qué factores afectan los precios de los seguros?

“Los precios del 2015 serán determinados en gran parte por los montos que las compañías aseguradoras deban pagar en materia de reclamos durante el 2014, tanto como la cantidad de aseguradoras que estén compitiendo en un mismo mercado en particular”, dijo Williams. Y aclaró que aunque los precios en un área generalmente hayan incrementado, puede que las personas no se vean afectadas debido al efecto del crédito impositivo que vayan a recibir. “Por lo tanto, aunque los precios suban, no necesariamente tendrás que pagar más”.

Según Oestreich de Meritus, hay más factores que pueden afectar los precios de las pólizas: el monto de los pagos que se hacen a doctores, hospitales y otros proveedores; el tipo de beneficios para un determinado plan; el monto de los copagos y coseguros (puede que bajen las primas pero eso puede aumentar los gastos de bolsillo, dependiendo de cómo uno use los servicios de cuidado de salud). 

También los costos operativos de las aseguradoras y los montos de subsidios del gobierno afectan los precios, tanto como el costo total que las compañías tengan por los servicios médicos para todos sus asegurados.

¿Qué se puede hacer si los precios suben?

“Las personas no pueden rechazar una suba de precios en sus primas”, dijo Oestreich. Y al igual que Ivan Williams, coincidió en que el único recurso que la gente tiene es comparar distintos planes, distintos proveedores y elegir algo más conveniente.

Ahora, elegir algo más conveniente puede significar tener que renunciar a mejores beneficios, ya que como la Oficina de Presupuesto del Congreso también anticipó, se espera que las primas bajen debido a que muchas compañías están achicando sus redes de proveedores y por ende limitando las opciones para sus consumidores.

Por otro lado, si se quiere mantener un mercado de seguros saludable y asegurar el éxito de la nueva ley, el gobierno tendrá que hacer su tarea para conseguir que más compañías entren en la oferta de planes dentro del mercado federal o los estatales y también procurar que más gente jóven y saludable compre coberturas.

“Ya escuchamos de gente que no se inscribió porque el seguro le resultaba muy caro”, dijo Stephen Zaharuk, analista de Moody’s Investors Services a la agencia Bloomberg en marzo pasado. “Si  para el próximo año hay un aumento de dos dígitos, va a haber más gente que diga que no puede afrontar un seguro médico, y que son los que en realidad menos lo necesitan. La gente más enferma es la que tiende a mantener el seguro”, agregó.

En este sentido, la multa impuesta por el gobierno es tan baja que jugaría en contra de esta estrategia de conseguir que más jóvenes entren en el mercado.

Aún así, los analistas prevén que el sistema no caerá en un ‘espiral de muerte’. “Hay un subsidio que quitará la daga de encima de la población con menos recursos”, dijo Dan Mendelson, de la firma consultora Avalere Health a Bloomberg. “Y aunque las primas suban de $400 a $450, si necesitas el producto y lo quieres, es probable que lo sigas comprando”, aseguró.

Más para leer:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Centro de Seguros de Salud a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad