SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

El miedo al Ébola puede combatir la gripe

Por -
El miedo al Ébola puede combatir la gripe
CRÉDITO: SHUTTERSTOCK

Dado que los primeros síntomas de ambas enfermedades se parecen, los médicos creen que habrá más afluencia a las salas de emergencia, y esto permitirá seguir a la gripe más de cerca y evitar complicaciones mayores.

Todo indica que la temporada de gripe de este año será diferente, un nuevo enemigo de la salud ha aparecido y genera un gran temor. Más de una cuarta parte de los estadounidenses -el 27%- ven ahora al Ébola como una importante amenaza para la salud pública, según una encuesta reciente de Harris & HealthDay realizada sobre 2,000 adultos.

El número de personas que consideran que el Ébola es una "gran amenaza" para Estados Unidos pasó de 13% a mediados de septiembre -antes del primer caso diagnosticado en el país, registrado en Dallas el 28 de septiembre- al 27% registrado en la primera semana de octubre.

Pero los médicos ven en ese temor, algo positivo. Cada año, se estima que entre el 5% y el 20% de los estadounidenses contraen gripe, aunque la mayoría no consultan al médico. La gripe mata a un promedio de 36,000 personas por año y muchas de esas muertes se podrían evitar con una visita al médico, según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

Hasta ahora, la preocupación de las personas respecto del Ébola sólo ha generado un modesto cambio de comportamiento. Pero eso podría cambiar a medida que la temporada de gripe comienza, especialmente si nuevos casos de Ébola surgen en el país.

"Podemos esperar ver un aumento en las personas que buscan atención médica por síntomas similares a la influenza en esta temporada", dijo el Dr. Richard Webby, director de un centro de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que estudia la influenza.

Los CDC siguen de cerca el porcentaje de visitas en las que los pacientes reportan síntomas similares a la gripe, y esta cifra determina cómo los temores sobre el Ébola están influyendo en la respuesta de los estadounidenses a la gripe.

Desde marzo de este año, el porcentaje de visitas relacionadas con síntomas similares a la gripe ha sido  levemente más alta que en el mismo período en 2013, pasando del 1.1 % al 1.3%, aunque aún se mantiene por debajo de la media nacional que es de 2.0% según los CDC.

La tendencia podría llevar a seguir más de cerca los casos de gripe y acceder al tratamiento adecuado para evitar una propagación mayor de este virus, que en la última temporada enfermó a 75,000 personas en EE.UU.

Gripe vs. Ébola: cómo distinguirlos

Cuando una persona contrae la infección del Ébola, al principio tiene síntomas similares a la gripe. El período de incubación oscila entre los 2 y 21 días, pero el virus del Ébola es contagioso recién desde el momento en que se manifiestan los síntomas.

Provoca aparición súbita de fiebre, debilidad intensa, dolores musculares, de cabeza y de garganta. Hasta ahí, muchos signos son similares a la gripe, pero más tarde el Ébola provoca vómitos, diarrea, disfunción renal y hepática y, en algunos casos, hemorragias internas y externas que lo llevan, en un 70% a 90% de los casos, a la muerte, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Además, hay otros signos que provocan confusión. Diagnosticar la fiebre hemorrágica del Ébola en una persona que está infectada desde hace pocos días se hace también difícil porque otros de sus síntomas iniciales como los ojos enrojecidos y el sarpullido, no son específicos de la infección del virus letal: se observan con frecuencia también en pacientes con otras enfermedades comunes, según los CDC.

Sin embargo, si una persona tiene algunos de los síntomas tempranos de la fiebre hemorrágica del Ébola y existe alguna razón para considerar que se trata de esta enfermedad, como por ejemplo, si viajó recientemente a la zona afectada o tuvo contacto con alguien infectado, debe ser puesta en aislamiento y se debe notificar a los profesionales de salud pública; luego se deben tomar muestras para examinarlas en laboratorio y confirmar si realmente padece esta infección. Como conclusión, ante la duda siempre es mejor consultar al médico.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad