SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Los CDC lanzan una agresiva campaña antitabaco

Por Steven Reinberg, Reportera de Healthday -

La esperanza es lograr que 50,000 personas dejen de fumar, plantea la agencia

JUEVES, 15 de marzo (HealthDay News) -- Una nueva campaña antitabaquismo que utiliza imágenes gráficas e historias de terror de los fumadores será lanzada la próxima semana, informaron el jueves los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

La esencia de la campaña es hacer que fumadores reales cuenten las consecuencias de salud de su hábito de tabaquismo, según la agencia. En las próximas doce semanas, los anuncios aparecerán en televisión, en la radio, en vallas publicitarias, en internet, en teatros, en revistas y en periódicos de todo el país.

"Los valientes individuos que se ofrecieron voluntariamente para la campaña han perdido pulmones, piernas, dedos y la capacidad de hablar como resultado de fumar", comentó el jueves en una conferencia de prensa Kathleen Sebelius, secretaria del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU. "Esperamos que esta campaña sirva de advertencia para fumadores potenciales y no fumadores".

Un defensor antitabaquismo alabó el nuevo esfuerzo.

"Esta campaña debió hacerse hace mucho", afirmó Matthew L. Myers, presidente de Campaign for Tobacco-Free Kids.

"La evidencia científica es muy clara respecto a que los anuncios contundentes que presentan los efectos de salud de fumar están entre las formas más rentables de reducir el uso de tabaco y el número de niños que comienzan a fumar", planteó.

Los CDC calculan que gracias a estos anuncios 500,000 personas intentarán dejar de fumar, y unas 50,000 tendrán éxito.

En la conferencia, el Dr. Thomas Frieden, director de los CDC, afirmó que "los anuncios como estos funcionan. Los anuncios contundentes convencen a los fumadores de que abandonen el hábito, y reducen las probabilidades de que los niños comiencen a fumar".

Otra organización alabó la nueva campaña, en particular los anuncios que se enfocan en la enfermedad cardiaca provocada por fumar.

"Alrededor de un tercio de las muertes relacionadas con el tabaquismo en EE. UU. tienen que ver con la enfermedad cardiaca", señaló Nancy Brown, directora ejecutiva de la American Heart Association. "Las historias de dos estadounidenses incluidas en esta campaña que sufrieron un ataque cardiaco y un accidente cerebrovascular como resultado de fumar son ejemplos atroces sobre cómo el tabaco puede arruinar la salud de un individuo".

Brown apuntó que "como enfatizaron los anuncios, fumar contribuye a uno de cada cinco accidentes cerebrovasculares, y las probabilidades de sufrir un ataque cardiaco aumentan cada vez que enciende un cigarrillo".

Un funcionario de los CDC anotó que la campaña ha estado en ciernes durante meses, y que no se busca que reemplace el esfuerzo de colocar imágenes gráficas en los paquetes de los cigarrillos. Ese esfuerzo fue planificado por la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) de EE. UU., y actualmente está atascado en las cortes debido a una demanda de las compañías tabacaleras.

"Esta nueva campaña hará una diferencia enorme, pero lo que se necesita es la combinación de medios de comunicación de masas efectivos con las etiquetas de advertencia propuestas por el gobierno", aseguró Myers.

Según los CDC, los nuevos anuncios se enfocan en el cáncer de pulmón y garganta, el ataque cardiaco, el accidente cerebrovascular, la enfermedad de Buerger y el asma relacionados con fumar.

La enfermedad de Buerger es un trastorno poco común de la coagulación que afecta a los vasos sanguíneos de brazos y piernas.

La campaña tiene sugerencias de ex fumadores sobre cómo ponerse la ropa si tienen un estoma (una apertura creada quirúrgicamente) o extremidades artificiales, que muestran las cicatrices de la cirugía cardiaca y los motivos de las personas para dejar de fumar.

Una de las personas presentadas en los anuncios intervino en la conferencia de prensa. Roosevelt Smith comenzó a fumar a los 17 años, y fumó un paquete de cigarrillos al día durante los siguientes 28 años.

"He tenido cinco ataques cardiacos, he recibido dos dilatadores y me sometí a una cirugía de corazón abierto durante la cual me hicieron seis derivaciones", contó Smith. "A pesar de todo esto, seguía fumando. Hace tres años, finalmente lo dejé".

El Dr. Len Lichtenfeld, subdirector médico de la Sociedad Americana del Cáncer (American Cancer Society), señaló que la campaña es importante, pero solo una parte del esfuerzo general por lograr que los fumadores abandonen el hábito.

Los otros elementos son el acceso a los programas para dejar de fumar, los fármacos de cesación del tabaquismo, los impuestos al tabaco, la legislación de aire limpio y los anuncios.

"Necesitamos esfuerzos sostenidos como este si deseamos tener un impacto y reducir el número de fumadores en este país", dijo Lichtenfeld. "Uno de los hechos tristes es que aunque hace años tuvimos éxito en lograr que las personas dejaran de fumar, nos hemos quedado estancados y el 20 por ciento de los estadounidenses aún fuman".

Uno de los principales problemas es que las compañías tabacaleras gastan fácilmente más que los esfuerzos del gobierno por controlar el tabaquismo, con inmensas sumas dedicadas a promover sus productos, lamentó Lichtenfeld.

"Las compañías tabacaleras gastan 27 millones de dólares al día en promocionar su letal producto, y no hay forma de que nos acerquemos a esa cifra", planteó.

Fumar es la principal causa de muertes y enfermedades prevenibles en EE. UU., y acaba con las vidas de más de 443,000 estadounidenses cada año, según los CDC.

Además, fumar cuesta 96 mil millones de dólares en costos médicos directos y 97 mil millones en productividad perdida cada año. Más de ocho millones de estadounidenses viven con una enfermedad relacionada con fumar, y cada día más de mil personas menores de 18 años comienzan a fumar, señaló la agencia.

Sin embargo, casi el 70 por ciento de los fumadores afirman que desean abandonar el hábito, y la mitad lo intentan seriamente cada año, anotaron los CDC.

Más información

Para más información sobre cómo dejar de fumar, visite SmokeFree.gov.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad