SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Dietas famosas bajo la lupa

Por -
Dietas famosas bajo la lupa
CRÉDITO: SHUTTERSTOCK

Un grupo de expertos investigó la efectividad de las dietas Atkins, South Beach, Weight Watchers y de la Zona. Comprobaron que al tiempo se recupera el peso perdido y que no hay demasiada diferencia con las dietas que se realizan en forma individual controlando la ingesta y haciendo actividades para bajar de peso.

A la hora de querer bajar de peso, muchos buscan la dieta que más se ajuste a sus gustos y posibilidades. Algunas no requieren desembolso de dinero; otras las coordinan empresas especializadas e implican un gasto que en ocasiones, es bastante representativo. 

El doctor Mark Eisenberg, del Jewish General Hospital y profesor de la Universidad McGill en Montreal, Canadá, analizó junto a sus colegas varias dietas famosas: Atkins, South Beach, Weight Watchers y de la Zona, para averiguar cuál era más efectiva para perder peso y mejorar la salud cardiovascular. Los resultados fueron publicados en un artículo del journal de la Asociación Americana del Corazón. 

El doctor Eisenberg indica que cada año, la industria de las dietas para bajar de peso mueve millones de dólares, y sin embargo no está del todo claro si son eficaces. En el estudio comparativo se hicieron pruebas de control de al menos doce meses de duración. 

Los resultados demostraron que quienes siguieron la dieta Weight Watchers perdieron un promedio de 7.7 a 13.2 libras (3,5 a 6 kg). Quienes hicieron una dieta tradicional bajaron entre 1.8 y 11.9 libras (0,8 y 5,4 kg), y en ambos casos ese peso se recuperó dos años después. Cuando se habla de "dieta tradicional" se refiere a métodos que ayudan a perder peso que incluyen un plan de alimentación bajo en grasa, actividades que promueven la baja de peso y un asesoramiento nutricional.

En las pruebas realizadas con la Dieta Atkins, los resultados fueron inconsistentes, y en el caso de la dieta South Beach, no hubo diferencias con los que perdieron peso con los métodos tradicionales. Al evaluar los resultados generales, se observó que los que siguieron la dieta Atkins perdieron un promedio de 4,6 a 10.3 libras (2 a 4,6 kg), los de Weight Watchers, 6,6 libras (3 kg), los de la Zona, 3,5 a 7 libras (1.6 a 3 kg) y los que hicieron una dieta tracional bajaron 4,8 libras (2 kg). 

Ninguna de las cuatro dietas, comparadas con el grupo de control que siguió la dieta tradicional, presentaron grandes mejoras en relación a la salud del corazón, el colesterol, la presión arterial o los niveles de azúcar en la sangre. En los estudios más largos, con una duración de dos años, se evaluaron las dietas Atkins y Weight Watchers, y los participantes recuperaron el peso en el tiempo. 

 En EE.UU. el 70% de los adultos son obesos o tienen sobrepeso, con el consiguiente riesgo para la salud del corazón y altas probabilidades de desarrollar diabetes tipo 2. Eisenberg estima que el alto porcentaje de personas obesas se debe a la gran disponibilidad de comidas rápidas y procesadas, que tienen un alto valor calórico.

Para el experto, así como las regulaciones públicas hicieron mucho hincapié para que se abandone el cigarrillo, se debería hacer lo propio con la nutrición. Este doctor estima que para tratar el grave problema de la obesidad es necesario un acercamiento más holístico, que comprenda la parte médica y psíquica de cada individuo. Sin duda esta solución es mucho más acertada y eficaz que la dieta por sí sola. 

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Dietas y Nutrición a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad