SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Sopas instantáneas, un riesgo para la salud

Por -
Sopas instantáneas, un riesgo para la salud
CRÉDITO: SHUTTERSTOCK

¿Quién no ha comido una de esas sopas instantáneas que sólo le echas agua caliente, metes al micro ondas y ya quedó? Son prácticas, económicas y muy populares, sin embargo, comerlas más de dos veces a la semana aumentaría el riesgo de padecer una condición llamada síndrome cardiometabólico, el cual puede provocar enfermedades cardiacas, diabetes o derrames cerebrales, según advierte un estudio del Centro Médico de la Universidad de Baylor, EE.UU.

La investigación publicada en The Journal of Nutrition, destaca que el incremento del riesgo es resultado de los altos niveles de calorías, carbohidratos refinados, grasas saturadas y sodio que se encuentran en las sopas instantáneos.

Si bien el trabajo se centró en un análisis de los hábitos alimenticios de la población asiática, los resultados representan una señal de alerta sobre la importancia de los alimentos que se consumen y sus posibles riesgos para la salud. 

"Mi esperanza es que este estudio puede sentar las bases para futuras investigaciones sobre los efectos en la salud del consumo de sopas instantáneas", señaló el Dr. Hyun Joon Shin, investigador principal.

Para llegar a sus conclusiones los científicos usaron la información dietética de una encuesta de bienestar y nutrición en Corea del 2007 al 2009 e identificaron dos patrones, uno, la dieta tradicional que implica un alto consumo de arroz, pescado, vegetales, fruta y papas. Y otro al que llamaron de comida rápida y carne que consiste en mucha carne, refresco, comida frita y sopas instantáneas.

No es sorpresa que el patrón de comida rápida fue asociado con mayores tasas de obesidad y altos niveles de colesterol. Sin embargo, cuando se examinaron las cifras del consumo de sopas instantáneas en particular, descubrieron que consumirlas al menos dos veces por semana se asociaba con una incidencia del síndrome metabólico 68% mayor.

Comerlas una vez a la semana fue vinculado con un predominio del 26%. Siendo las mujeres más vulnerables que los hombres para desarrollar la condición.

Lo anterior, según los autores del estudio, se puede atribuir a las diferencias biológicas (como las hormonas sexuales y el metabolismo) entre los sexos. Otro factor podría ser un químico llamado bisfenol A (BPA) que se utiliza para el empaque de los fideos y que otros estudios han demostrado que interfiere con la función de hormonas como los estrógenos.

Infórmate en la Semana de la Salud de Univisión

Más para leer:

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad