SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

El consumo de sal sigue siendo altísimo

El consumo de sal sigue siendo altísimo

Se necesitan esfuerzos para reducir el 75 por ciento del sodio de la dieta, proveniente de alimentos procesados y comidas de restaurant

JUEVES, 20 de octubre (HealthDay News) -- La mayoría de estadounidenses consumen demasiado sodio, y se necesitan nuevas estrategias y esfuerzos más decididos para reducir la cantidad de sal de la dieta, según un estudio reciente llevado a cabo por investigadores del gobierno federal.

Unos niveles altos de consumo de sodio se asocian con un mayor riesgo de hipertensión, lo que a su vez puede llevar a la enfermedad cardiaca y el accidente cerebrovascular, advierten los expertos.

En general, a partir de los dos años de edad las personas deben limitar su ingesta diaria de sodio a menos de 2,300 miligramos (mg), según las Directrices dietéticas para los estadounidenses de 2010.

Entre las personas que se beneficiarían al reducir la ingesta de sodio a menos de 1,500 mg por día se encuentran aquellas que tienen 51 años o más de edad, los negros, y cualquiera que sufra de hipertensión, diabetes o enfermedad renal crónica. Esos grupos conforman el 47.6 por ciento de todos los estadounidenses a partir de los dos años, y la mayoría de los adultos.

Pero el nuevo análisis de datos de 2005 a 2008 sobre casi 19,000 participantes de la Encuesta nacional de examen de salud y nutrición de EE. UU. halló que 98.6 por ciento de los estadounidenses que deberían reducir su ingesta diaria de sodio a 1,500 mg, y 88 por ciento de los que deberían reducir su ingesta a menos de 2,300 mg por día, consumen cantidades más altas.

El estudio aparece en la edición del 21 de octubre de la revista Morbidity and Mortality Weekly Report, publicada por los Centros para el Control y la Prevención de las Enfermedades (CDC) de EE. UU.

La mayor parte del sodio que los estadounidenses consumen no proviene del salero. Alrededor del 75 por ciento del sodio de la dieta estadounidense típica se añade a los alimentos comerciales durante el procesamiento, o a las comidas de restaurant durante la preparación. Apenas alrededor del 25 por ciento ocurre de forma natural o es añadida por el consumidor en la mesa o durante la cocción, según los CDC.

Eso significa que se requerirán nuevas estrategias basadas en la población y mayores esfuerzos de salud pública para cumplir con las metas sobre el sodio de las Directrices dietéticas para los estadounidenses de 2010, enfatizaron los investigadores.

Los autores del estudio señalaron un esfuerzo en Reino Unido como ejemplo de que las estrategias a nivel poblacional pueden funcionar. En Reino Unido, una asociación entre los fabricantes de alimentos y el gobierno que estableció niveles máximos voluntarios para el sodio de ciertos alimentos procesados llevó a una reducción de 9.5 por ciento en la ingesta de sodio en un periodo de 7 a 8 años, apuntaron.

En estados Unidos, una reducción similar en la ingesta de sodio ahorraría un estimado de 4 mil millones en costos de atención de salud al año, y 32.1 mil millones en el transcurso de la vida de los adultos que tienen entre 40 y 85 años de edad, dijeron los investigadores.

Más información

El Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre de EE. UU. ofrece consejos sobre cómo reducir el consumo de sodio en la dieta.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad